Personajes cargantes

Por: | 02 de diciembre de 2011

Hay personajes que nacen para ser cargantes, otros te los encuentras por el camino. No nos referimos a los malvados, que son imprescindibles y casi siempre los más interesantes. Hablamos de aquellos a los que casi nos obligan a querer pero que al final terminamos odiando. Hoy nos toca confesar...

Hugo Reyes, Hurley, de Perdidos (por Natalia Marcos)

Hurley

En una isla en la que nadie se explicaba nada y en la que los personajes se iban dividiendo en grupos por afinidad, daba igual dónde miraras que siempre estaba en medio Hurley. Dicen que era uno de los personajes más carismáticos de la serie y que todo el mundo le quería. Pero ese exceso de buenrollismo me sobrepasaba.

Para mí, el personaje que interpretó Jorge García era soso y estaba de relleno en cualquier trama. Fiel acompañante de los verdaderos protagonistas, sentí que los guionistas le daban el tratamiento de perrito faldero, siempre al lado de los demás pero sin aportar demasiado a la historia. Vivía obsesionado con una serie numérica que le perseguía a todas partes y que era uno de los juegos recurrentes entre las decenas de misterios que rodeaban a los náufragos del vuelo 815 de Oceanic Airlines. Pero daba igual lo que sucediera. Hurley permanecía ahí, impasible, sin reaccionar. Y con ese dude siempre pegado a su boca... Siento decirlo, pero Hugo no me caía nada bien.

 

 

Debra Morgan,  de Dexter (por Natalia Marcos)

Debra

Si hay alguien obsesionado por el trabajo esa es Debra Morgan. La vida de la hermana de Dexter gira en torno a dos pilares: su trabajo en la Policía de Miami y su hermano adoptivo. Y no sabe vivir sin uno u otro. Vive agobiada por ella misma, por la sensación de que su padre no le prestó la atención que le habría gustado en beneficio de su hermano. Deb, ya eres mayorcita, supéralo.

Debra se ha quedado atascada en medio de su propia incapacidad para romper las cadenas que la atenazan. Solo podemos sentir lástima por su puntería para elegir la pareja que menos le conviene y porque, para qué negarlo, tener al enemigo en casa añade cierto nivel de dificultad. En lo que sí que es una experta es en quejarse. Y cuando no se queja, maldice o insulta. Lástima que Dexter le tenga cariño y no parezca tener intención de usar sus cuchillos contra ella...

 

 

Ted Mosby, de How I met your mother (por Miriam Lagoa)

Mosby

Tras dos años de travesía por el desierto creativo, How I met your mother ha recuperado el tono en la séptima temporada… pero no gracias a Ted Mosby.  El protagonista de la comedia de CBS ha terminado devorado por sus compañeros de reparto, algo que también le ha pasado a Leonard en The Big Bang Theory.  A estas alturas de la serie, el relato de Mosby de sobre cómo conoció a su mujer hace que sientas pena por esos dos hijos que aguantan desde hace siete años la prodigiosa memoria de sus padre.

En su defensa se puede echar mano de su colección de novias, que salvo algunas excepciones, tampoco han ayudado a mejorar la imagen del arquitecto Mosby. Al frente de la lista está Stella, uno de los personajes más antipáticos que han pasado por la serie, y Victoria, que parecía ser la candidata ideal para ser la madre del título pero que acabó siendo tan empalagosa como sus magdalenas. Ya va siendo de que Ted madure un poco y deje de lado ese romanticismo ñoño que desde hace tiempo es lo más prescindible de la serie.

 

  Sookie Stackhouse, de True Blood (por Miriam Lagoa)

Sookie

Hay personajes que se vuelven cargantes con el tiempo, Sookie Stockhouse lo es desde el minuto uno de True Blood. Egocéntrica, inmadura, cursi hasta decir basta… Sookie  se pasa gran parte de la serie quejándose o metiendo la pata, algo que se traduce en peligro de muerte para cualquier personaje que se acerque a menos de un metro de la camarera del Merlotte’s. Como le pasa a Anatomía de Grey con Meredith, True Blood sería una serie mejor si no perdiera el tiempo con la cansina vida de su protagonista y le diera más juego a los secundarios, que son muchos y más interesantes que Sookie Stackhouse.

Uno de ellos resumió en esta escena de la cuarta temporada lo que pensamos muchos espectadores. Pam, qué razón tienes.

 

 

Betty Draper, de Mad Men (por Álvaro P. Ruiz de Elvira)

Betty-draper

Que Betty Draper me resulte totalmente insoportable no significa que no me parezca un gran personaje. Pero su frialdad (paralela a la de Don), sus miradas perdidas y la relación con sus hijos me ponen nervioso. Lo cual creo que habla a favor de lo bien que los guionistas han creado un personaje incómodo. Aunque a veces me quedo con la sensación de que January Jones es siempre así de fría…

Ni siquiera todo por lo que tiene que pasar me conmueve: Los engaños de Don (con otras mujeres o respecto a su pasado), las opiniones desfavorables de otras mujeres, el psicólogo de la primera temporada, su padre, etc… Frente a las historias de los publicistas y todo lo que ocurre en esa Avenida Madison, los caprichos e ideas de los clientes de la agencia de publicidad y el trasfondo de esos años 60 en EE UU, lo que le ocurre a Betty (que sí, que ella refleja muy bien varios aspectos de la época) al final es lo que menos me importa. Y además tiene en la serie otro personaje femenino mucho más potente: Joan (Christina Hendricks) y su profesionalidad (en el trabajo y en su vida privada) totalmente insuperable...

Janice Soprano,  de Los Soprano (por Álvaro P. Ruiz de Elvira)  

Janice-soprano

 
Si Mad Men me parece una de las mejores series del último lustro, Los Soprano probablemente sea una de las tres mejores series de la pasada década. Y aún así, a veces es bueno buscar algo no tan positivo. En esta serie para mí es Janice (Aida Turturro), la hermana de Tony Soprano. En concreto en la segunda temporada, cuando aparece por primera vez. Al igual que con Betty, el personaje es imprescindible, pero tiene momentos, en esa segunda temporada, junto al gran personaje que es Richie ‘old school’ Aprile, que es para hacerle una oferta que no pueda rechazar y hacerla desaparecer..

Janice, con su pasado hippie, la relación con su madre (y su hermano), su supuesto síndrome del túnel carpiano que le sirve de excusa en varios momentos para no dar palo al agua, su relación con Ralph Cifaretto (otro cargante) y sus intereses creados llegan a cargar incluso al bueno y santo de Bobby (el viudo con el que se casa…). Pero sí, es una Soprano. Y a veces también tiene su dósis de grandeza.

------------------------------------------------------

¿Cuáles son vuestros personajes cargantes?

Hay 238 Comentarios

Sobre Debra Morgan y Sookie Stockhouse solo puedo daros mi total y sincero apoyo. Pienso exactamente igual.
Quisiera añadir otro personaje, dentro de una serie donde había más personajes de este tipo que de los interesantes, me gustaría señalar a Chloe Armstrong, de Stargate Universe. Una hija de papá que tal vez era la que menos pintaba en el elenco de personajes dispares y que parecía que todos ellos vivieran una vida más bien desestructurada, ya bastante antes de llegar a bordo de la nave Destiny. Pero de todos ellos el más cargante sea, por lo menos para mí, el de la "pija" (no lo digo con ánimo despectivo, sino descriptivo) Chleo Armstrong.

Yo ya no sé si son cargantes o aburridos, pero en toda serie hay un personaje al que le cojo manía. Dos claros ejemplos de ello son Zeek Braverman (Craig T. Nelson) en Parenthood y Nora Walker (Sally Field) en Brothers & Sisters. Son cargantes, entrometidos, y su parcial visión de las cosas genera más problema que solución. ¿He dicho cargantes? Pues eso, en realidad eso resume mi falta de apego hacia ellos.

Completamente de acuerdo con Johny.
¿Quién redacta esto, un niño de ESO?

En general estoy bastante de acuerdo con esta lista de personajes cargantes, pero yo haría una acotación: los personajes de Betty Draper y Janice Soprano, son personajes creados con ese cariz, que resultan cargantes para el resto de personajes de la trama, dentro de dos series excelsas.
Ted Mosby, en cambio, siendo el personaje más insopartable de tv en mucho tiempo, es el hilo conductor de su serie. Me dí cuenta de que no lo tragaba y dejé de verla.
Y en Dos hombres y medio, no encuentro ningún personaje de sobra.

Ted era cargante, pero en las dos últimas temporadas le han dado un giro correcto, que consiste en centrarse menos en su búsqueda del amor y más en sus neurosis, su caracter obsesivo y sus rasgos de anciano. Podrá gustar o no, pero lo cierto es que ha dejado de ser el personaje "normal" para convertirse en otro manojo de complejos como el resto del reparto.

Por lo demás, coincido lo de Shane y no veo a Hugo en esta lista. Añadiría, además, al binomio Sarah/Chuck en "Cchuck" desde el momento en que el segundo se cambio el corte de pelo...

-Walter Jr. de Breaking Bad (el hijo discapacitado del protagonista). Un personaje metido con calzador para añadirle un dramatistmo que resulta grotesco, lo peor de la serie (magnífica, por otra parte).
- Respecto a Hugo Reyes "Hurley", mola, da igual que aporte poco, todos los personajes pretenden ser de un trascendentalismo que se agradece que Hurley y Sawyer pongan los puntos de "relax" (aunque, cada uno, por su extremo: el primero intentando caerle bien a todo el mundo con sus "dude" y el segundo lo contrario con sus "son of a bitch!").
- Debra, de acuerdo solo en parte: el personaje necesita evolucionar, lo que es cargante es que su posición no varía desde el inicio de la serie. En las novelas descubre el secreto de su hermano y eso le daría un punto interesante. Veremos si toman nota los guionistas de la serie.
- Respecto a Ted Mosby, 100% de acuerdo.

Arthur en A dos metros bajo tierra... me cargaba mucho eso de frotar las cabezas...

¿La tenga cariño? Por favor...

Para mi, con mucha diferencia, Calamity Jane de Deadwood. Una de mis series favoritas, y sin embargo era aparecer ella, y querer cambiar de canal. Su voz me ponia de los nervios. Joder que tia mas cargante!

Chata, con tus primeras líneas hablando de uno de los 4 mejores personajes de LOST, y el que, a la postre, se queda "con el cargo", me has quitado toooooooodas las ganas de seguir leyendo tus "perlas de sabiduría" ... "perro faldero"??? en fin ... sigue habiendo gente a la que LOST le queda muy grande ...

Debra es una estúpida egocéntrica de una inseguridad patológica, de acuerdo... pero por favor, el personaje verdaderamente más insufrible de Dexter era Rita!

Esta claro el más cargante y malo es Belen Rueda (lucía) en los Serrano. Es una actriz que le falta vida hay que meterle un "chute" XD o darle papeles de zombis y tal...

Creo que es importante diferenciar entre personajes cargantes, o a los que se les coje manía, con personajes que son así por necesidades del guión.

JANICE SOPRANO es odiosa, odiable, repelente...pero también tiene un papel fundamental sacando de quicio a su hermano, y a los espectadores.
Por ahí arriba alguien habla de Skyler, en Breaking Bad. ¿como no vas a tenerla manía?¿tirria? es fundamental para el desarrollo de la trama.

Pero bueno, todos tenemos algún actor crucificado. Sookie es uno de ellos. ¿Pero que me decís de LA HIJA DE JACK BAUER EN 24? Si Sookie es tonta, esta se lleva la palma.
También es insufrible

Para mi Shane Walsh, de The Walking Dead. Si ya de por si la serie no es una maravilla, el actor encima es malo y el personaje lo peor. A ver si algún zombie se lo come de una vez.

El que hacía de superman en la serie de superman. Teri Hatcher se merecía algo mejor.

Cuando encuentre un artículo sin laísmos ni faltas de ortografía lo leeré

Hay personajes que resultan insoportables a pesar de que están pensados para caerte bien, el ejemplo perfecto es Ted Mosby: llamarlo insoportable es poco. Y Robin tampoco me cae demasiado bien. O Jack, de Lost, que con esa perfección tan perfecta me ponía de mal humor. Otros personajes son creados expresamente para ser insoportables, para mi el ejemplo prefecto era Janice de Friends (Oh, Dios mío!), que de tan odiable al final hasta te caía bien.

Meredith, de "Anatomia de Grey".
Insoportable.

Menos la tipa deTtrue Blood, serie que no he visto, y Ted Mosby que es cargante no… Lo siguiente. El resto de personajes me parecen todo lo contrario a 'cargantes', me parecen enormes personajes que han ido mejorando con el tiempo.

Oh, dios, Sookie es muy cargante pero ¿qué pasa con Tara (la amiga con problemas)? Esa tipa es lo más cargante que he visto jamás. Llevo desde la primera temporada esperando a ver si alguien la mata de una vez...

Crilin de Dragon Ball Z

En mi opinión el personaje de Debra Morgan en Dexter es el personaje más redondo de la serie, me explico, su perfil psicológico está quedando totalmente explicado en esta sexta temporada, la poca atención de su padre que le lleva a obsesionarse por su trabajo, la ausencia de figura materna que le imprime ese carácter masculino, etc. Hacen de este personaje quizás el más elaborado psicológicamente de la serie, más allá del personaje de Dexter que no deja de ser bastante plano en cuanto a su interacción con su entorno.

Suscribo lo que dicen más ¿arriba? ¿abajo? de Michael (LOST) y Lagüerta (Dexter), me parecen mucho más cargantes que Hugo y que Debra (y esta es MUY cargante). Y también lo de la señora Draper de Mad Men, la perraca por excelencia que a veces merece todo lo que le pasa y más y un par de bofetadas por el camino a ver si espabila.

Diría que el personaje cargante por excelencia (para mí) es Kim Bauer. Es la quintaesencia de lo cargante. Hasta cuando la intentaron "madurar" era cargante... Y eso que 24 sigue siendo una de mis series favoritas de todos los tiempos pese a lo repetitivo muchas veces.

Otro personaje cargante: Allison Cameron (House). Llegaba a puntos insospechados, la verdad. Incluso cuando iba de rebelde y cumplía en la serie un papel más importante que el mero adorno que terminó siendo (a excepción de sus últimos coletazos), era cargante.

Y termino hablando de Nathan en Misfits. Sí, la primera temporada estuvo muy bien un personaje como él que era transgresor y tal y cual. Pero después ya cargaba de más, aunque de vez en cuando te rieras con él. Hala, ya podéis apedrearme por esto.

Aquí faltaría añadir el personaje que interpretaba Lisa Kudrow en Friends, para mi el personaje televisivo más cargante de todos los tiempos. Era verla y entraban ganas de apagar la tele. Absolutamente insufrible. http://unmundocultura.blogspot.com

Shane está muy bueno, y además, parecía bueno, pero poco a poco le he ido cogiendo un poco de tirria, y encima, la voz en el doblaje es para cogersela más.En este último capítulo era para que uno de los zombis se lo hubiesen zampado

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Quinta Temporada

Sobre el blog

La televisión bulle con la época dorada de las series. Buenas historias y firmas de renombre que ya no dudan en apostar por el formato por capítulos. Novedades, análisis, estrenos, curiosidades...
Todo eso y más sobre una caja que ya no es tan tonta.

Sobre los autores

Vibramos con The Wire, reímos con Friends, nos emocionamos con Treme, nos quebramos la cabeza con Lost, disfrutamos con Los Soprano, contenemos el aliento con Breaking Bad... Redactores de EL PAÍS que vivimos enganchados a las series.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal