Frases de Hannah Horvath, o cómo 'Girls' es amada y odiada al tiempo

Por: | 16 de enero de 2014

Hannagirls

O la amas o la odias. Pocas series suscitan tantos enfretamientos como Girls (HBO), que ha arrancado esta semana su tercera temporada (en España se emite en Canal +). Hay quien consume compulsivamente cada capítulo, hay quien se aburrió en el piloto y no le dio otra oportunidad y luego están quienes se sacuden en espasmos mortales al oir eso de que Lena Dunham (la directora, guionista y protagonista de la serie), en su papel de Hannah Horvath, trata de ser "una voz de su generación".

A falta de mejor barómetro para sopesar la calidad de sus aportaciones éticas y estéticas a la ficción internacional o (si nos ponemos grandilocuentes) su importancia dentro de una generación tachada de llorica y repleta de activistas de sofá, les dejamos con seis de sus frases estelares en el programa (la traducción, por cierto, es verso libre).

Anigif_enhanced-buzz-30660-1362438169-2
  • "No quiero asustaros, pero creo que podría ser la voz de mi generación. Bueno, por lo menos la voz de una generación". Episodio piloto. Hannah pide dinero a sus padres para continuar su vida en Nueva York. No tiene trabajo ni ingresos propios.
  • "Eres de Nueva York, así que eres intrínsecamente interesante... Las peores cosas que puedas decir suenan mejor que las mejores cosas que otros digan". Hannah se lo dice a sí misma en el episodio 6 de la primera temporada, cuando regresa a Michigan, su ciudad natal. Lo que se dice ser hipster por proximidad.

  • "Nadie podría odiarme tanto como yo me odio a mí misma, ¿vale? Así que cualquiera que piense o diga alguna maldad sobre mí debería saber que yo ya le ma he dicho a mi misma, probablemente en la última media hora". Episodio 9 de la primera temporada. Hannah discute con Marnie, su mejor amiga y compañera de piso. ¿Se puede rebatir?
  • "Planeo escribir un artículo que exponga todas mis vulnerabilidades en la red". Lo espeta en el episodio 2 de la segunda temporada. Todo apunta a que Hannah podría ser una escritora tan prolífica como Fran Lebowitz.

  • "Me prometí hace un tiempo que iba a experimentar de todo, para poder contárselo a otras personas y, quizá, salvarlos. Pero lo cierto es que es muy cansado hacerse cargo de las experiencias de todo el mundo, dejar que todos me digan de todo. Entonces llego aquí, y te conozco y tienes hasta fruta en un bol en la nevera... y me doy cuenta de que no soy diferente. Quiero lo que todos quieren. Lo quiero todo. Solo quiero ser feliz". Hannah se da cuenta de que quiere una vida normal cuando pasa un fin de semana con Joshua (el perfecto desconocido cuarentón) en el quinto episodio de la segunda temporada. La fruta en la nevera parece ser una cosa muy de adultos y gente con una vida plena y feliz.
  • "Es realmente liberador decir que no a las cosas que odias". Se lo dice a su novio (on/off) Adam en el trailer de la tercera temporada que ahora arranca. Antes muerta que dar un paseo por el monte.

Hay 14 Comentarios

Me divierte la serie, no me planteo si es exagerada, pretenciosa o si no refleja la verdadera vida de los jóvenes neoyorkinos. No me había reído nunca tanto como con el episodio del crack de Shoshanna. Deberían darle más importancia a este personaje, para mi gusto el mejor de la serie.
www.mynewyorkblog.com

En lo personal, amo el personaje de Hannah Horvath en la serie Girls, pues rompe con varios estereotipos, y nos demuestra cómo debemos ser, sin importar lo que los demás piensen de nosotros.

Hay un odio excesivo contra Lena Dunham. Lo de ser voz de una generación ¿que lo decís por lo que se decía en el primer episodio? Bueno, pues cuando nos invadan los zombies ya sé por seguro que tendré que buscar a Rick de The walking dead para que sea nuestro guía por ese mundo derrocado por los no-vivos...

Yo no creo que pretenda nada, es una serie, te sientes identificado o no con ellas, te gustan o no los consejos que dan, pero tampoco veo razonable ese odio que suscita esta mujer. No hay nada más que ver cómo han desmantelado y han buscado hasta el infinito y más allá las fotos sin retocar que ha protagonizado en la revista Vogue. Cuando sale una diva de estas de Hollywood solo nos limitamos a decir que qué perfecta es, pero cuando sale un patito feo como Lena Dunham (¿quién dice que no es precisamente lo que ella cree que es?), vamos a despotricar y a buscar sus fotos sin retocar.

Y luego, qué hipócritas somos, que si en Hollywood son esto o aquello, y cuando se nos presenta una mujer diferente a todo lo que hay ahí metido, provoca rechazo, miedo al cambio o a lo diferente, que se llama. Yo sólo puedo sentir admiración cuando una chica con menos de 30 años ha conseguido crear una serie propia, y anteriormente una película con guión, interpretación y dirección. Qué fácil es criticar, en estos tiempos sólo hace falta tener Internet y dedos en las manos. Ni voz hace falta, ya sea propia, de nuestra generación, o de lo que sea.

Me abuuuuuuurre muchísimo

Por fin la tercera temporada! Aquí va mi homenaje a la serie ;)

http://seriesanatomy.blogspot.com.es/2014/01/girls-and-city.html

Saludos!

Lo malo de esta serie es que es muy corta de duración y de episodios. Èsta tìa es una vaga! Deberìa currarse 23 episodios de 48 minutos por temporada! Pero sì, estoy de acuerdo de que es la voz de mi generaciòn, retrata mi mundo a la perfecciòn! Excepto el cuerpo de ella, que no conozco a nadie que lo tenga tan feo.

El primer episodio me aburrió mucho. Demasiado jóvenes, muy chillonas y siempre con esas frases perfectas de mujeres sabias.
Tengo pendiente el último episodio de Person of Interest, temporada 2. Podría ser la antítesis de Girls.


Saludos

Lo mejor de la serie es el orejudo. Ellas son de un cliché... sobre todo porque este rollo de hablar soltando consejos, leyes o máximas, teorías u conclusiones generacionales, ya sea Girls o Sexo en NY es insoportable. Los yankees son quote-adictos porque la mayoría leen libros para poder citarlos. Y aquí vamos de camino.

No me pueden caer peor todas las actrices de la serie, no se sí esta hecho a propósito o no, pero son insoportables. El problema es que se creen interesantes sin serlo, se dan demasiada importancia. Me pasa lo mismo con gente como Keira Knightly, totalmente sobrevalorados

A 'Girls' se le puede acusar de muchas cosas, pero al menos es valiente en sus planteamientos, realista (hasta lo sórdido incluso) y refleja inseguridades donde cualquiera puede reconocerse, indistintamente de su sexo, edad o donde viva.

A “Girls” se la puede acusar de pretenciosa, de querer ser “cool” a toda costa, del exagerado egocentrismo exhibicionista de su creadora, esa Lena Dunham tan proclive a enseñar sus lorzas a la menor oportunidad venga o no a cuento, y de no sé cuántas cosas más, pero, qué quieren que les diga, yo compro el invento porque es fresco, ingenioso y dolorosamente realista. Ignoro si aquí se oye “la voz de una generación” -como pretende su máxima responsable- porque a mí ya me pilla un poco mayor, pero sí soy capaz de reconocer los miedos, las inseguridades y la confusión que nos asaltan a los veinte (bueno, y en algunos casos también a los treinta, y probablemente también a los cuarenta) en las aventuras y desventuras de estas chicas. Les dejo, por si les interesa, una reflexión más extensa sobre la serie: http://elcadillacnegro.com/2013/03/19/girls-hannah-y-sus-hermanas/

Hay que sonar especial...

La serie no me disguta, aunque creo que está sobrevalorada.

http://areaestudiantis.com

La serie es entretenida, con buenos diálogos y la duración justa para no cansar.
Posiblemente sea la voz de una parte de una generación, newyorkina en todo caso.
Creo que esta tercera temporada ha empezado algo floja. Uno de los puntos buenos es que Marnie sale menos.
´
http://planetamancha.blogspot.com.es/2013/04/girls.html

Publicar un comentario

Si tienes una cuenta en TypePad o TypeKey, por favor Inicia sesión.

Quinta Temporada

Sobre el blog

La televisión bulle con la época dorada de las series. Buenas historias y firmas de renombre que ya no dudan en apostar por el formato por capítulos. Novedades, análisis, estrenos, curiosidades...
Todo eso y más sobre una caja que ya no es tan tonta.

Sobre los autores

Vibramos con The Wire, reímos con Friends, nos emocionamos con Treme, nos quebramos la cabeza con Lost, disfrutamos con Los Soprano, contenemos el aliento con Breaking Bad... Redactores de EL PAÍS que vivimos enganchados a las series.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal