¿Puede una ciudad sobrevivir sin publicidad?

Por: | 23 de noviembre de 2015

El paisaje de nuestras ciudades se ha convertido en un escaparate inacabable de productos, servicios, logotipos, slogans que han sido visualmente introducidos e impuestos en casi todos los aspectos de la vida pública. Desde vallas publicitarias, vehículos, fachadas y hasta personas, los mensajes que las marcas comercializan a los consumidores se han vuelto difíciles de ignorar.

London-billboards-06
Hombre panel en Piccadilly Circus, Londres.

Desde el punto de vista urbanístico, en la ciudad de Sao Paulo fue aprobada la Ley Ciudad Limpia en 2007, la cual acababa con la asfixia visual de la metrópoli. La ciudad carioca decidió retirar parte de la publicidad exterior de sus calles, así como cualquier elemento considerado “contaminante visual”, ya que los carteles publicitarios habían crecido desmesuradamente y la saturación llegó a ser contraproducente para los anunciantes.

Tras la Ley Ciudad Limpia, más de 15.000 carteles y 300.000 signos de grandes dimensiones fueron eliminados de la ciudad. A pesar de ser en aquel momento una solución radical, a día de hoy la ciudad brasileña cataloga la acción como emblemática y necesaria.

Otras grandes capitales han seguido el ejemplo de Brasil, así como Chennai (India), que en 2009 prohibió las vallas publicitarias, o París (Francia), que lanzó un plan para reducir a un tercio el número de paneles publicitarios. Este año 2015, Teherán (Irán) ha sustituido durante 10 días 1.500 vallas publicitarias por obras de arte y Grenoble, la capital de los Alpes Franceses, ha sido la primera ciudad europea con la esperanza de limpiar las calles de los avances del marketing en pos de expresiones artísticas.

La alcaldía de Grenoble, liderada por Eric Piolle, defiende la estética del paisaje y la preservación de la naturaleza. Los publicistas franceses, en cambio, reclaman libertad de expresión. Desde enero, más de 300 estructuras publicitarias al aire libre fueron derribadas con la esperanza de utilizar esos espacios como lugares para la expresión pública. Ex-puntos adicionales de publicidad son ahora utilizados para promover grupos locales tanto culturales y sociales. Además, más de 50 árboles jóvenes reemplazan las antiguas vallas publicitarias de la ciudad.

A pesar de que todas estas ciudades no son del todo “libres de publicidad”, es importante destacar el hecho de poner freno a un campo, que a día de hoy, es muy difícil de controlar. El objetivo que todas ellas persiguen no es solo librarse de toda propaganda visual sino el de conservar y respetar la arquitectura de la ciudad.

Su1
Hombre colchón en Tottenham Court Road, Londres.


Cada vez son más los ciudadanos que reclaman ciudades limpias de masificación publicitaria. Muchos profesionales creativos comparten esta idea de “ciudades limpias de propaganda”, soñando e ilustrando un cambio a través del arte como, por ejemplo, el fotógrafo austríaco Gregor Graf, en su serie titulada Ciudad Oculta donde muestra tomas de Londres al desnudo, o Nicolas Damiens, diseñador gráfico francés, que en su serie titulada Tokyo Without Ads (Tokyo sin anuncios), desnuda las frenéticas calles de la ciudad nipona.

El colectivo neoyorkino Re+public, bajo una iniciativa llamada “No Ad”, ha creado una aplicación de realidad aumentada que permite ver el metro de New York sin carteles publicitarios, sustituyéndolos por obras de arte.

En cambio, el artista norteamericano Stephen Glassman propone reemplazar los carteles publicitarios de las vías públicas por bosques de bambú. Su proyecto “Urban Air” o Aire Urbano, se encuentra aún en fase de financiamiento en la plataforma Kickstarter, esperando ser implantado eventualmente en distintos lugares.

Mientras unos consideran la opción que tomó la ciudad de Sao Paulo como medida necesaria, otros la encuentran un atropello autoritario… ¿Estaríamos dispuestos a hacer este cambio en nuestras ciudades? ¿Hasta qué punto estas gigantescas estructuras, estimulantes de deseos a ser consumidos, son parte constructiva de la ciudad?

¿Puede una ciudad sobrevivir sin publicidad?

Hay 0 Comentarios

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Seres Urbanos

Sobre el blog

En breve, dos de cada tres personas viviremos en ciudades. Vivienda, infraestructuras, transporte, energías, servicios, pobreza, empleo o migraciones son ya algunos desafíos de las urbes contemporáneas. Este blog plantea oportunidades y retos de las polis del siglo XXI en todo el mundo, de Nairobi a Sao Paulo, de Shangai a Lagos.

Sobre los autores

Gemma Solés i CollGemma Solés i Coll. Licenciada en filosofía, especializada en desarrollo en África y periodista cultural. Cofundadora y redactora del magacín sobre culturas africanas Wiriko, y de la revista Urban Africa del African Center for Cities(Ciudad del Cabo).

Mar Toharia. Licenciada en Geografía (UAM), con especialización en Ciudad y Territorio y posgrado en Globalización, Desarrollo y Cooperación (UB). La sostenibilidad, las iniciativas sociales para la participación ciudadana y el urbanismo a escala humana son sus campos de estudio. En ellos ha trabajado en Centroamérica, Barcelona y Madrid. Y, en la actualidad, como analista de Metroscopia en el área de ciudad sostenible y nuevos estilos de vida.

Fernando Casado Cañeque. Fundador del Centro de Alianzas para el Desarrollo dedicado a promover alianzas globales para lograr los Objetivos del Milenio. Economista, autor, realizador de documentales sociales y promotor de Hacia la Ciudad Humana, un proyecto para el que viaja por ciudades emergentes documentando la transición hacia ciudades más humanas.

Manuel Delgado. Profesor de antropología urbana en la Universidad de Barcelona. Ha estudiado la construcción de las identidades colectivas en contextos urbanos y los efectos sociales de la transformación de las ciudades y los conflictos que se derivan, así como sobre la apropiación social de los espacios públicos. Es autor, entre otros muchos, del libro 'El animal público' (Premio Anagrama de Ensayo, 1999).

Teresa García Alcaraz. Arquitecta (UPC) especializada en Arquitectura Humanitaria (London Metropolitan University). Las ciudades, el diseño participativo, las intervenciones urbanas así como la habilitación de barrios en sectores populares son sus campos de estudio. Ha trabajado en Venezuela, Ecuador, España y el Reino Unido y es fundadora de Archithoughts. Regularmente escribe para ThisBigCity y otras plataformas sobre temas urbanos, sociales y artísticos.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal