A por Basagoiti

Por: Juan Mari Gastaca | 22 oct 2012

BASAGOITI
Antonio Basagoiti se ha convertido en el perverso objetivo del entorno cavernario de Madrid. Apenas unas horas después de que el PP encaje en Euskadi los peores resultados electorales que se recuerdan, la estabilidad de su presidente se siente directamente amenazada. En el escenario menos propicio para su alma ideológica, donde se debatían, de un lado, las hipotéticas salidas a una crisis y, de otro, cómo abrazar cuanto antes la soberanía, este partido ha perdido tres de los trece escaños de que dispuso en 2009. Sin duda, un serio retroceso que, en cambio, adquiere ribetes trágicos para quienes sueñan con recuperar a un PP inmovilista y atrincherado socialmente.

El PP vasco ha visto penalizado su apoyo a los socialistas por aquel pacto antinatura que la sociedad vasca apenas entendió desde su nacimiento, pero, sobre todo, se ha visto huérfana de apoyos en unas elecciones donde se libraba una batalla que trascendencia a sus esencias. Los populares en Euskadi no tienen capacidad de decisión en el rumbo económico de esta comunidad, y así es fácil explicar la fuga de un amplio porcentaje de su granero electoral hacia el voto útil del PNV. No obstante, es muy posible que en la persistente invocación de Basagoiti a cortocircuitar ese supuesto trasvase de votos estribe un error estratégico del líder de los populares vascos. Con su incansable amenaza, Basagoiti quería identificar al PNV con una copia escondida de Artur Mas, a sabiendas de que son dos realidades diferentes. Y, desde luego, no ha acertado.

Pero los ideólogos mediáticos del derribo de Basagoiti se han situado directemente en la caza mayor a la mañana siguiente del 21-O. Entienden, en perfecta sintonía con la teoría del sector mayororejista del partido, que la nueva dirección del PP vasco es pusilánime en su oposición al entorno abertzale. Vaya, que les critican porque se olvidan de decir todos los días que ETA sigue existiendo, de que va a volver a matar y de que Bildu debe ser ilegalizado porque siguen siendo la larga mano política de los terroristas. No importa que todo ello sea falso o improbable de demostrar, hay que decirlo.

Por contra, quienes empiezan a segar la hierba a los pies de Basagoiti y su equipo no han reparado por un momento en la sangría de votos que el PP sufre en Álava, su feudo electoral hasta ahora y, sin duda, nada dudoso de contrariar la ortodoxia del pensamiento popular. Es en este territorio, el desgaste intrínseco del poder -el Ayuntamiento de Vitoria se ha visto obligado a fuertes recortes y la Diputación cada vez ingresa menos dinero- se ha cobrado entre uno y dos escaños que han quebrado el resultado final.

Es muy posible que Basagoiti no vuelva a ser el cabeza de lista del PP vasco. Se siente decepcionado personalmente por los resultados. Después de una larga travesía, de un reconocido desgaste personal, de haber sacado al partido a la calle, comprueba fatídicamente que está acotado el ensanchamiento del campo electoral del centroderecha constitucional en una Euskadi cada vez más nacionalista y con una abstención descreída por los efectos de la crisis que no ataja la clase política.

Apeado del juego de mayorías, a la espera de posibles guiños del PNV en propuestas económicas, el PP afronta una legislatura incómoda, muy concentrada en las instituciones alavesas que domina, pero lejos del protagonismo que le supuso aupar al Gobierno vasco al primer lehendakari socialista. Todo un escenario abonado a las intrigas, una afición de largo cuño en Madrid.  Mariano Rajoy, menos palaciego, sigue confiando en Basagoiti. El presidente nunca olvidará las aviesas cornadas de María San Gil y Jaime Mayor Oreja.

Hay 13 Comentarios

En todos los medios se olvidan de mencionar de que los partidos soberanistas: EAJ-PNV + EH Bildu + Ezker Batua-Berdeak han conseguido el 61'18% de los votos.A lo que habría que sumar los partidos vasquistas-federalistas, es decir, Ezker Anitza + Equo Berdeak-Euskal Ekologistak = 3'73%.Resumiendo, el 64'9% de los vascos ha votado por más autonomía, más autogobierno, más Euskadi.Y estoy seguro de que habrá en torno a un 50% de votantes del PSE-EE a favor del federalismo.La via de la descentralización no es posible, el pueblo ha hablado.
Incluso el partido abanderado del centralismo, UPD, ha bajado un 3'3% de votos y el PP, un 11'1%.

Yo creo que se ha equivocado en no pelear contra el abyecto panorama que se evidencia, en un entorno en el que la gente que ama la vida, ha tenido que dejar. La última personalidad pública conocida que ha tenido que exiliarse ha sido Maite Pagazaurtundua. No se trata de hablar de terrorismo o de partidos políticos. Se ha conseguido por la acción y la omisión de todos los que están en cartel. Y por tantos que no aparecen en la foto.
Pero Basagoiti ha tratado de proyectar un aire fresco sobre lo más tradicionalista y antiguo, sobre lo más cerrado, obviando la realidad. La ausencia de vida, el vacío tan grande que han dejado todos los que faltan. Esa pobreza que no se puede ocultar. Ni con soka-tira ni en una imagen ultrarretocada de cielos apacibles sonriendo a los remeros, trainera en tierra (esta era la del pnv).
Como la gente no va, igual cuela. En fin...la política de ambas formaciones de derecha ha consentido la tala, la despoblación por emigración forzosa, el sacrificio de inocentes porque su fórmula económica, su cerebro, no da para más. Y en cuanto al corazón, se quedaron con aquello de la patata y se lo creyeron. Hasta les han salido tallos, y alguna hojita verde que recuerda a la naturaleza

||Si pensabas que PERDER PÉSO era dificil, entonces NO viste ESTE VIDEO CONSEJO: http://su.pr/1xuU15

Respecto al comentario de David, no lo comparto ya que, por una parte en esas elecciones el PNV fue en coalición con EA, y por otra, el PSE pasa de 274546 votos a 211939, lo que no da esos 40000 de bajada sino unos cuantos más, en concreto 62607, y el PP baja 80707. Por matizar.
Realmente las últimas comparables serían a mi entender, las de 1998, con Euskal Herritarok y EA por separado. En este caso el PNV sube 33243, el PSE baja 8113, el PP baja 121836 y EH + EA bajan 55647, siendo conscientes que una parte importante del electorado de EA no se ha incorporado a Bildu.

Navajazos en el españolismo rancio de ultraderecha. Cómo me divierto!

que bildu no es ETA y que es difícil de demostrar?!!!! Jajajajjaja pero Ud. En qué mundo de sueños vive, en el de Zapatero???? Qué barbaridad!

¿Alguien ha comparado los resultados con los de las elecciones de 2005, donde sí se presentó el PCTV, que sería la mejor referencia para comparar? Porque si se compara con los resultados de las elecciones vascas de 2005, el PSE sólo ha bajado 40.000 votos y el PP ha bajado 90.000, también ha bajado el PNV y sólo ha aumentado EH-Bildu. Digo yo que para comparar es mejor comparar con unas elecciones en las que estaban los mismos actores.

Al final el voto al PNV. ¿Adónde sino iba a ir el voto en una sociedad burguesa ante la avalancha de la ETA (aún con la pistola en la mano)?

La peor parte se la lleva el PSOE y los mejores resultados son claramente para Bildu viniendo de donde viene, lo cual es normal dado que no está en el Gobierno y ha sido aupado por la incompetencia del PSOE. El cuanto a lo de Bildu... la probabilidad es un concepto de azar o incertidumbre. Lo de que Bildu sea o no ETA o bien es posible demostrarlo o bien no es posible demostrarlo pero ¿qué narices significa improbable de demostrar? ¿Que no se podrá demostrar porque no se pueden encontrar pruebas (es decir, imposible) o que tu no tienes claro si es o no cierto (es decir, incierto desde tu punto de vista)? Desde mi punto de vista está claro que Bildu es la herencia política de ETA (con otros ingredientes por ahí metidos), pero ahora lo que toca es que todos nos hagamos los tontos como si aquí no hubiera pasado nada y cortarle la lengua a quien llame a las cosas por su nombre no se vaya a arruinar el costoso "proceso de paz" (¿a quien se le ocurriría esa aberración de nombre, al Gobierno Zapatero o a ETA?)

Cierto que inicialmente había que apoyar a Pachilo para que el PNV lanzase por la ventana a la cabra Ibarreche y su política de derribo de España. Ya después, cuando Pachilo empezó a desvariar cayéndose hacia la Eta y menospreciando al PP, debió cortar ipso facto. Luego, apoyar la suelta de Bolinaga por el Gobierno ha sido otro error mayúsculo. O sea que Pachilo apoyaba a la Eta y Basagoiti apoyaba a Pachilo. ¡Vaya pareja!

También ha conseguido que ese pacto "antinatura" debilite completamente al PSOE vasco y que junto a los resultados gallegos deje en entredicho a Rubalcaba. Y eso es un triunfo para el PP.

Por otra parte, hay un electorado del PP que ve en esos pobres resultados dle Pais Vasco el victimismo de aquellos que en minoría intentan defender los ideales de otros muchos que están en el resto de España. Y eso también da votos a nivel Nacional.

Carla
www.lasbolaschinas.com

De acuerdo con Enrique, la estrategia electoral de Basagoiti no fue la acertada, se enrocó mucho en el tema catalán, sólo hablaba de independencia y la mayoría de los vascos ahora pensamos en cómo salir de la crisis, el problema del paro, el cierre de empresas, los impuestos y como nos afecta el rescate de Rajoy. En cualquier caso Basagoiti es un tío moderado, muy lejos de la ultraderecha Oreja-San Gil.

Obviamente Basagoiti no acertó en su estrategia...

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

Juan Mari Gastaca

, delegado de El País en Euskadi. Se abre aquí un hueco para intercambiar opiniones sobre la vida política que en esta tierra vasca no deja a nadie indiferente y mucho menos cuando llegan unas elecciones.

Sobre el blog

Hablaremos sobre el día a día de la vida política que afecta a Euskadi, dentro y fuera de la casa común vasca.

Eskup

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal