Todo es desmontable

Por: | 31 de mayo de 2013

Bicicleta, años 80
Bicicleta, años 80

 

Estamos instalados en la cultura de lo desechable y sí, quizás convenga tirar menos y arreglar más, pero la pretensión del fotógrafo canadiense Todd McLellan no es que reflexionemos sobre el tema. A él, desde luego, le molesta y así lo escribe en el texto que acompaña el libro Things come apart (Thames & Hudson): “Los objetos nuevos se convierten en objetos viejos más rápido que nunca. El despilfarro de tener que sustituir todo en tu vida tras solo unos años de uso es exasperante”.

Pero con su trabajo no pretender abrir un debate. Todo es mucho más sencillo: desde pequeño, si un juguete le intrigaba, lo abría en canal. Y la obsesión infantil fue a peor: cuando tuvo edad para conducir desmontó su coche, un Hyundai Pony de 1985.

En definitiva, no puede evitarlo.

 

Acordeón, años sesenta
Acordeón, años sesenta

 

Para Things come apart ha desmontado cincuenta objetos, clásicos y modernos: un reloj digital (2010), una linterna (2002), una Blackberry (2007), un iPad 2 (2011), un tocadiscos (década de 1980), un acordeón (años sesenta), etc. “Quería meterme dentro de estos objetos, antaño codiciados, hoy rechazados, y enseñar al mundo su calidad y belleza”, explica.

McLellan es metódico: “Primero, coloco el componente principal, normalmente la carcasa exterior. Después, las distintas partes de una forma atractiva, como en un puzzle. Le doy vueltas y vueltas a la disposición hasta que cada pieza encuentra su lugar”. Invierte entre uno y tres días en la creación de sus bodegones, cuyos componentes se presentan minuciosamente colocados o en caída libre.

Y, por supuesto, esta historia de desmontaje no termina aquí.

"Things come apart ha sido un ejercicio de descubrimiento y no sé dónde terminará o qué exploraré en el futuro".

 

Tocadiscos, años ochenta
Tocadiscos, años ochenta

 

iPad 2, 2011
iPad 2, 2011

 

Teclado, 1999
Teclado, 1999

 

Máquina de coser, años setenta
Máquina de coser, años setenta

 

Things come apart. Todd McLellan. Thames & Hudson. Todas las imágenes son cortesía de la editorial.

 

Hay 2 Comentarios

Se pasaron las fotos! Y es cierto, la durabilidad esta fijada, las Singers son cosas del pasado y todo tiene fin, nos obligan a seguir comprando modas... un ciclo que no acabará.

No si queda hasta bonito, pero a ver quien lo monta

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Storyboard

Sobre el blog

¿Una imagen vale más que mil palabras? Según investigadores de Harvard, no. Vale muchas más. Algunas hasta 500.000 millones. La cifra no importa: está claro que las imágenes son más poderosas que nunca, y este blog pretende ser un inventario visual de libros de fotografía, arte o diseño, ilustraciones, visualizaciones de datos, infografías…

Sobre la autora

Virginia Collera

es periodista y traductora. Colabora intermitentemente con El País desde 2006 y es compradora confesa de libros por la cubierta y/o las fotografías interiores.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal