María Teresa Ronderos

Bombas de la paz

Por: | 18 de mayo de 2012

El sofisticado y miserable bombazo de antier contra el ex ministro Fernando Londoño Hoyos, hombre de derechas,abogado, periodista y empresario, es una poderosa señal de que en Colombia asustan más los vientos de paz que los de guerra. El atentado dejó dos muertos y herido a Londoño. Londoño hoyos después del atentado

En 1984, cuando Belisario Betancur se puso a negociar con las guerrillas, la resistencia violenta a una salida pacífica se hizo sentir dejando un reguero de víctimas en el Magdalena Medio y otras regiones del país. Entre 1989 y 1990, cuando nos alcanzamos a imaginar que Colombia podría estar en paz, pues con el anuncio de Constituyente, varios grupos guerrilleros y paramilitares dejaron las armas, los atentados a figuras políticas sobrepasaron todos los registros mundiales: tres candidatos presidenciales asesinados en una sola campaña, entre ellos, Luis Carlos Galán, que iba a ser el Presidente.

En 1998 y 1999, mientras el gobierno Pastrana intentaba convencer a las Farc y al ELN que dejaran las armas, éstas, el gobierno y el paramilitarismo elevaron la violencia a nuevas alturas del horror. Entre 1998 y 2002 hubo 914 masacres de civiles.

Y la única vez que Uribe habló de paz con las Farc, en un momento de optimismo, recién después de haber sido reelecto en 2006, otra bomba en instalaciones militares dejó la fugaz idea debajo de los escombros.

Ahora el presidente Santos puso la posibilidad otra vez sobre la mesa. Quizás pensó que por fin estábamos maduros para hacer una negociación que nos librara de manera rápida del fantasma de las Farc, y nos dejara ponernos a hacer un país en serio. Apoyó una reforma constitucional que le abre a las guerrillas una puerta posible de salida del conflicto y al país un marco legal para dejar atrás los pecados de la larga guerra si se firmara la paz. (Ver por qué). El día del atentado a Londoño este proyecto de norma estaba en sexto debate en el Congreso y le faltan dos. 

Se equivocó Santos. Todavía estamos en el mismo atolladero: intentar la paz en Colombia es lo mismo que sonar las trompetas de la batalla de atentados y terror. La revista Semana fotografi'o còmo quedò el carro de Londoño

El juego de los guerreros ya es claro. La cacareada inteligencia del Estado debería demostrar que ha progresado y descubrir pronto a los cerebros del ruin atentado. Le debemos esa justicia a las víctimas, pero también le debemos a los colombianos más sufridos darle un chance a una paz pronta.

Hay 3 Comentarios

Me he detenido en los enlaces que se adjuntan en el post. No olvidando que el terrorismo es internacional. O que al menos, mantienen siempre que les es posible, enlaces y colaboraciones entre sujetos de diferentes países.
Pero ahora que en España, se aprueba financiar con fondos públicos la reinserción de terroristas a costa del abandono en el que se ha sumido a las víctimas, no me queda sino pensar que todo ello sería posible en un marco en el que prevaleciera ante todo una justicia proporcional. Ni sobredimensionada ni discriminatoria. En cuyo detrimento se empeñan los gobiernos fascistas. No es posible que se solicite la reinserción de quienes han perpetrado delitos contra la humanidad en detrimento de aquellos que han perpetrado delitos menores, que se encuentran pudriéndose en las cárceles. No es posible tampoco un escenario o marco de paz en el que las víctimas se encuentran estigmatizadas ( doblemente victimizadas). Un planteamiento paternalista en este sentido, agrede la capacidad demostrada, el conocimiento, la valía de las víctimas y su fiabilidad. Porque son quienes mejor conocen el problema. Las fuentes más fidedignas y los sujetos legítimos a la hora de planificar futuros procesos de paz.

Está claro qué hay quienes se lucran de la guerra,qué les permite cobrar mucho más mientras se libra,qué se sigue despojando de la tierra a los campesinos,qué seguirán incrementando el presupuesto para armamento................y todo es culpa de las farc

La verdad como puede suceder tales cosas, así, no entiendo...
"Con tanta seguridad que tiene Colombia"

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

María Teresa Ronderos es periodista colombiana, directora del sitio especializado en el conflicto armado de su país, VerdadAbierta.com y asesora editorial de la revista Semana, autora de los libros 5 en Humor (2007) y Retratos del Poder (2002)

TWITTER

María Teresa Ronderos

Archivo

noviembre 2012

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30    

Recomendamos

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal