TV Blog de Harguindey

TV Blog de Harguindey

La televisión es la reina de la casa. Lo que se pretende en este espacio es comentar la actualidad televisiva más inmediata, los programas del día, desde cualquiera de los que se definen como “telebasura” a las retransmisiones deportivas, los espacios informativos, documentales, las películas o las series. Son los comentarios y recomendaciones de un telespectador común.

Los bajos fondos

Por: | 13 de septiembre de 2011

Fotograma-de-rocknrolla

Realidad y ficción, ¿quién imita a quien? Se entremezclan, se confunden, actúa una sobre la otra, o viceversa. Solo hace falta alguien para demostrarnos a todos que lo importante es el talento, la capacidad de narrar. Si lo que se muestra seduce ya no importa tanto el que sea verosimil. Es el caso de Guy Ritchie del que esta noche, en realidad en la madrugada de mañana (0.55 horas, La sexta) se vuelve a emitir una de sus grandes película, RocknRolla. La realidad en este caso va por otros derroteros que la ficción aunque menos distantes de lo que parece: el debate sobre si restablecer, o no, el impuesto sobre el patrimonio.
Ritchie es un realizador sorprendente e irregular. Con su primer filme, Lock & Stock (1998), deslumbró a crítica y público. Un tipo de cine con un estilo muy personal que narraba una brutal y divertida historia de los bajos fondos londinenses. Mafiosos, drogadictos y descerebrados se muestran en la pantalla con un conocimiento de los personajes excelentes y unos diálogos impecables, fruto de la sabiduría del realizador de los ambientes que retrata. Snatch, cerdos y diamantes (2000), le encumbra como uno de las grandes revelaciones de la dirección cinematográfica. Por allí siguen deambulando drogadictos, mafiosos, descerebrados y, como novedad, gitanos (genial Brad Pitt).
Durante los ocho años siguientes, Ritchie se casa con Madonna, hace malas películas en honor de su mujer y se divorcia. En 2008, firma RocknRolla, el retorno de su realizador y guionista al mundo que mejor conoce y narra: el Londres barriobajero, drogadicto y mafioso con un añadido: la corrupción política y la reconversión de las mafias en constructores, urbanistas e intermediarios de los pertinentes permisos. Lamentablemente, la escasa incidencia de los católicos en el Reino Unido privó a Ritchie de incorporar una nueva figura delictiva en su espléndido retrato coral: la de quienes se lucran con las retransmisiones televisivas de la visita del Papa. No se puede tener todo. En todo caso, y pese a lo tardío de la proyección, si pueden, no se la pierdan.
Nuestra atribulada clase política, tan alejada toda ella de delitos como los que se muestran en RocknRolla (cohecho, prevaricación, falsedad de documentos, blanqueo, etcétera, etcétera), debate la conveniencia, o no, de reimplantar el derogado en su día impuesto sobre el patrimonio, es decir, que quien más tenga más pague. Perogrullo debería ser ministro de Hacienda pero, al parecer, ese nombramiento sería electoralista. Es verdad que quien derogó el mencionado impuesto fue el Gobierno socialista. También es verdad que en víspera de elecciones, es el candidato socialista quien reivindica su reimplantación, aunque con matices respecto a la ley precedente. Como tambien es cierto que quienes se oponen a dicha medida, Rajoy y toda la plana mayor del PP, no explican suficientemente su opisición: "sería como gravar a los ricos dos veces, por renta y por patrimonio", alegan. ¿Y qué?, ¿qué hay de malo en que alguien pague en tiempos de crisis por sus ingresos y por tener un patrimonio superior al millón de euros? ¿Es prefrible subir el IVA y que paguen todos, ricos y pobres, empleados y parados? Mientras se debate si volver a gravar los grandes patrimonios, o no, los listos, macarras y corruptos nacionales y extranjeros seguirán demostrando que se puede nadar, guardar la ropa e, incluso, revender la ropa ajena robada.

Hay 2 Comentarios

Guau. Por todos los lados.
Buen artículo.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

Ángel Sánchez Harguindey

Ángel Sánchez Harguindey perteneció a la plantilla de El País desde su fundación en 1976. Fue jefe de la sección de Cultura, responsable del suplemento cultural Babelia, redactor jefe de El País Semanal, redactor jefe de la sección de Opinión y Adjunto a la Dirección.
Ha publicado el libro "Memorias de sobremesa. Conversaciones con Rafael Azcona y Manuel Vicent" (Editorial Aguilar)

Archivo

septiembre 2021

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30      

Archivos

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal