TV Blog de Harguindey

TV Blog de Harguindey

La televisión es la reina de la casa. Lo que se pretende en este espacio es comentar la actualidad televisiva más inmediata, los programas del día, desde cualquiera de los que se definen como “telebasura” a las retransmisiones deportivas, los espacios informativos, documentales, las películas o las series. Son los comentarios y recomendaciones de un telespectador común.

Sobre el autor

Ángel Sánchez Harguindey

Ángel Sánchez Harguindey perteneció a la plantilla de El País desde su fundación en 1976. Fue jefe de la sección de Cultura, responsable del suplemento cultural Babelia, redactor jefe de El País Semanal, redactor jefe de la sección de Opinión y Adjunto a la Dirección.
Ha publicado el libro "Memorias de sobremesa. Conversaciones con Rafael Azcona y Manuel Vicent" (Editorial Aguilar)

Archivo

octubre 2020

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  

Cuestión de fe

Por: | 16 de junio de 2014

Francisco-Marhuenda-gesto-Risto-Mejide_MDSIMA20140615_0082_11

Finalizada la temporada de Salvados es probable que Viajando con Cheste remonte algo su muy discreta audiencia. Ayer ocupó la mayor parte del programa el ínclito Marhuenda y, todo hay que decirlo, dio una lección estupenda sobre lo que él cree que es y lo que los demás piensan que es. De nuevo la dicotomía entre el deseo y la realidad. Tolerante, comprensivo... un cúmulo de virtudes que su día a día desmiente sistemáticamente. De entrada ya resulta chocante que acepte ser entrevistado en medio del ruedo de la plaza de toros de Las Ventas alguien que no ha asistido en su vida a una corrida de toros. Es, supongo, un peaje a la vanidad. Todo su discurso era ficticiamente coherente salvo en el tema del aborto en donde la armazón intelectual se derrumbó dejando un paisaje radicalmente confuso.
Argumentar que la mayoría de los miles de abortos que se producen en España se deben a que la mujer es débil frente al machismo del hombre que se niega a usar métodos anticonceptivos es, sin duda, desconocer el problema y desconocer a la mujer. Se metió en un jardín complicado y, probablemente, fue el momento más sincero de una entrevista amable. La segunda parte -entrevista al creativo de publicidad Toni Segarra- sirvió para conocer mejor a Risto Mejide y su desmedido afán de protagonismo. Él fue la estrella y eso es, probablemente, uno de los rasgos diferenciales con Jordi Évole, la incapacidad de renunciar a ser el epicentro de la charla, un estilo de periodismo trasnochado y obsoleto del que, por ejemplo, el veterano Tico Medina ocupó la cabeza del ranking.
La posterior entrevista de Henrique Cymerman al Papa Francisco tuvo el valor de la primicia en una televisión española (Cuatro). Campechano, sencillo y claro resultó inevitable comparar lo dicho con los hechos. Cuando el Papa hablaba de la contradicción que supone la violencia en nombre de Dios, era inevitable pensar en la contradicción entre la reivindicación evangélica de la pobreza y las codiciosas inmatriculaciones de la jerarquía católica española. Tampoco se entiende muy bien la transigencia papal ante temas como la homosexualidad con la intransigencia de sus obispos españoles. Supongo que en eso consiste la fe: en creer lo que no vemos.
ThClaro que lo incomprensible es el pan nuestro de cada día en esto que llamamos España. No se entiende que la Agencia Tributaria entregara un nuevo informe al juez Ruz sobre la trama Gürtel en la que se señala que la caja b de dicha trama se nutría de facturas falsas, cobros en efectivo de servicios sin factura y pagos ficticios de indemnizaciones de despido, que el volumen total de recursos líquidos ocultados procedentes de los beneficios no declarados fiscalmente ascendería a 758 millones de pesetas entre 1997 y 2001", aunque la Oficina Nacional de Investigación contra el Fraude (ONIF), autora del informe, destaca que "la grandísima mayoría de las entradas de fondos se producen a través de pago simulado de facturas" entre los años 2003 a 2006, y que ese dinero se destinaba después a pagar comisiones a políticos, como los exalcaldes del PP de Majadahonda y Pozuelo, Guillermo Ortega y Jesús Sepúlveda; el exedil del primer municipio José Luis Peñas (que fue quien destapó la Gürtel) y el exeurodiputado Gerardo Galeote, entre otros, sin que nadie supiera nada de nada en las enmoquetadas y rehabilitadas -con dinero negro- plantas nobles de Génova en las que, hasta la fecha, ni ha dimitido nadie de la cúpula directiva ni nadie ha dado otra explicación que negar la mayor: no hay contabilidad b. Precisemos que en febrero se han cumplido ya los cinco primeros años del comienzo de la investigación y aquí paz y, después, gloria aunque con mucha fe de por medio.
Tampoco se entiende que el ministro de Justicia, Ruiz Gallardón, decidiera que "Vengo en conmutar a don Manuel Arbesú González la pena de inhabilitación especial  para empleo o cargo público por seis meses de multa, que se satisfará en cuotas diarias de 3 euros". Éste es uno de los ocho indultos concedidos por el Gobierno el pasado 30 de mayo y que el pasado sábado recogió el BOE. Lo llamativo de este indulto es que se le ha otorgado a un guardia civilque, no sólo no hizo nada para evitar una agresión sexual, sino que además la grabó en vídeo con su teléfono móvil "sin dejar de reírse". Una sentencia de la Audiencia Provincial de Asturias, sede de Gijón, condenó al agente Arbesú en 2013 a seis meses de inhabilitación especial para empleo o cargo público y al pago de la mitad de las costas procesales. Su delito tuvo lugar en 2011: omisión del deber de perseguir delitos". Ni se entiende ni se entenderá pues como es sabido, el Gobierno no tiene que dar explicaciones sobre los indultos. Un matiz: el guardia civil indultado es hijo de un concejal del PP de Lena (Asturias) y secretario general de dicho partido en su municipio.

P.D.- Pocas veces el mercantilismo se ha visto más identificado con los sentimientos futbolísticos nacionales que en el caso de Mediaset y el Campeonato Mundial: si, como es posible, la selección española es eliminada en la primera fase de grupos, alguien debe de estar calculando ya cuántos millones de euros perderá la cadena al bajar las audiencias y, consiguientemente, la publicidad por mucho voluntarismo que prediquen sus enviados especiales entre anuncios de maquinillas de afeitar y champú anticaspa. Son los riesgos del libre mercado. Cosa distinta deben de estar pensando en Italia puesto que su selección, tras el fantástico partido que jugó contra Inglaterra, es ya claramente una de las grandes favoritas.

Negocio y pasión

Por: | 13 de junio de 2014

1402598965_105717_1402600412_album_normal

Bugs Bunny
lo cantó hace tiempo: "ya empezó la función..." y ayer, efectivamente, las televisiones mostraron el mayor espectáculo del mundo. En realidad mostraron los dos mayores espectáculos del mundo: el campeonato mundial de fútbol y las manifestaciones y protestas por el despilfarro del dinero público y, como no podía ser de otra manera, ambas representaciones tuvieron su aproximación a la chapuza considerada una de las bellas artes.
La ceremonia inaugural tuvo un gran acierto: no hubo discursos por mas que Dilma Rouseff y Joseph Blatter estaban en el palco de honor. Diez o quince minutos de vaguedades y frases hechas que se ahorraron los presentes. En los alrededores del estadio de Sao Paulo los manifestantes representaban su particular ceremonia de inauguración: carreras, botes de humos, detenciones violentas, algunos heridos... en fin, una reedición de cualquier manifestación callejera en Madrid, Barcelona, Londres o Santiago de Chile: es lo que tiene la globalización, que todas las policías reprimen con los mismos métodos.
En el interior, una exhibición discreta y colorista. Mucho homenaje a la fauna autóctona, a las variadas etnias, a la estupenda y diversa música y al fútbol. De todo ello lo más conocido y exportado es la música y sin embargo el sonido de la retransmisión televisiva fue un desastre, una enorme chapuza que no permitía entender con claridad qué cantaban Claudia Leitte, Jennifer Lopez y Pitbull. Hubo momentos en que aquello se parecía a una de las olvidadas, afortunadamente, Fiestas del Trabajo que se realizaban en el Bernabeu con la sección de coros y danzas disfrutando de su cuarto de hora de fama y de NO-DO. No deja de ser curioso que después de gastarse miles de millones en infraestructuras, nuevos estadios y remodelaciones de algunos ya existentes, donde se decidió ahorrar fue en la ceremonia inaugural, es decir, en el escaparate audiovisual.
Y ya que hablamos de costes, un par de datos: "El coste para el Estado de Sudáfrica en sonde se celebró el anterior Campeonato del Mundo) fue un 1.709% mayor de lo previsto. En lugar de un esperado beneficio de 600 millones de euros, Sudáfrica sufrió una pérdida de 2.300 millones de euros. La FIFA y sus socios, por el contrario, tuvieron unos beneficios de 2.500 millones. 20.000 fueron las personas deshauciadas para construir edificios e infraestructuras varias y 100.000 vendedores ambulantes perdieron su medio de vida". Dicho de otra manera: hace tiempo que la FIFA entendió claramente que el fútbol es un negocio y, después, un deporte. Eso explica, por ejemplo, el disparate de adjudicar a Qatar el campeonato de 2022, un país que en el verano alcanza los 50º de temperatura (malo para jugar) aunque está dispuesto a gastar cerca de 100.000 millones de dólares en todo tipo de infraestructuras relacionadas con el Mundial 2022: los nueve estadios que se levantarán para la cita, un aeropuerto, cientos de kilómetros de carretera, un enorme puente que unirá Qatar con Bahréin, una línea férrea de alta velocidad y miles de plazas hoteleras para los turistas (bueno para el negocio). Naturalmente, la sombra de la corrupción es alargada algo que, parecer, también ha conseguido la globalización..
1402573623_403913_1402611315_noticia_normalYa en terrenos propiamente deportivos, señalar que el partido inaugural entre Brasil y Croacia dejó una cosa muy clara: Brasil tiene que ganar, como diría un cronista deportivo, "sí o sí". Y si no gana por las buenas -apenas queda nada de aquel jogo bonito que tanto deslumbró al mundo-, gana por penalties inexistentes como el que pitó el colegiado japonés Yuichi Nishimura cuando el resultado era 1-1 (en Brasil se estima que hay 1,5 millones de ciudadanos de origen japonés). La cinco veces campeona del mundo es un equipo discreto, cicatero en ocasiones y que acabó pidiendo la hora en los últimos minutos hasta que en el 90 Oscar consiguió el relajante tercer gol. Y un detalle: el gran Di Stéfano lo comentó hace tiempo: "nosotros no lo celebrábamos cuando metíamos un gol de penalty". Ahora es como si se apareciera la Virgen o la mujer estuviera a punto de parir, o ¡cuanto te quiero, amor!, dependiendo de los gestos del futbolista, de sus brazos hacia el cielo, la mano recorriendo un hipotético embarazo o besando el anillo matrimonial. Hay que aprovechar la atención audiovisual. Siempre mejora el caché publicitario.
Hoy la España de silbato y pandereta quedará para lizada a partir de las nueve de la noche. La selección se enfrenta a la de Holanda. Dos horas de tregua que agradecerá la ciudadanía, que no se preguntará por qué no asiste el Rey a la ceremonia de la coronación de su sucesor, que no le importará durante esos 120 minutos el nuevo saqueo a las arcas públicas, o las nuevas artimañas para recortar los últimos rescoldos del Estado de Bienestar, incluso que no prestará demasiada atención a ese estrepitoso derrumbre del partido socialista. Sólo queda esperar que los rebrotes de arengas patrioteras de los comentaristas televisivos, con ese simpático, elemental y recio José Antonio Camacho al frente, no nos desborden.

Tierra y mar

Por: | 12 de junio de 2014

1402425528_573576_1402426612_noticia_normal

Dijo hace tiempo Pablo Crespo, número 2 en el organigrama de la trama Gürtel, en una entrevista con Jordi Évole en el programa Salvados que "les iba a caer la del pulpo" a los imputados en el caso. Es probable pero más lo es la que le va a caer al teniente Luis Gonzalo Segura de Oro-Pulido (foto de Carlos Rosillo en El País), autor de la novela Un paso al frente, por su obra y, sobre todo, por la entrevista que concedió ayer a El Intermedio. Su visión del Ejército de Tierra es demoledora: corruptelas, privilegios injustificados, chanchullos, comisionistas, arbitrariedades, malversación de fondos públicos, estructuras jerárquicas obsoletas, especulaciçon con la comida de la tropa...un patio de Monipodio redivivo y todo ello a escasas fechas de la comparecencia ante el tribunal militar que decidió abrirle un expediente gubernativo que puede finalizar con su expulsión de las Fuerzas Armadas. Hoy tiene previsto intervenir en el programa Al Rojo Vivo (La Sexta) en lo que, previsiblemente, será un nuevo gesto de suicidio castrense-profesional.
El programa estrella de la noche de los miércoles, MasterChef, llevó a sus concursantes a un gigantes trasatlantico (cerca de 6.000 personas entre personal y huéspedes) con un concepto de la decoración que despertaría la envidia de los interioristas de Marina d'Or, ciudad de vacaciones. Mientras tanto las tertulias políticas desmenuzaban la votación en el Congreso a propósito de la ley de abdicación del Rey. Los ocho concursantes debían cocinar para 31 mandos del barco (las bases) que opinarían sobre los platos degustados por mas que la decisión final la tomarían los tres jurados del concurso (la cúpula). Como se ve hay más similutudes con la organización de los partidos políticos de las que pudieran parecer. También hay importantes diferencias, sobre todo de actitud. Uno de los concursantes declaró que lo que le gustaría sería "aprender, aprender y seguir aprendiendo", nada que ver con la clase política que a la vista está, no aprende nada de los propios errores o de los resultados electorales.
En la citada votación parlamentaria hubo también diversos gestos vindicativos o de protesta: algunas pequeñas pancartas, escarapelas con la tricolor y declaración en un plis plas de tres repúblicas (la gallega, la vasca y la catalana), ademanes realizados desde el conocimiento de que su exhibición no conllevaría a los protagonistas ante ningún tribunal. Una actitud electoralmente rentable desde el aforamiento, estatus jurídico que no deja de ser un privilegio mas y que, al menos de momento, parece ser aceptado con gusto por quienes lo usufructúan.
1402512251_751140_1402512341_noticia_normalEn todo caso la noticia que ya está aquí, y que condicionará las audiencias, parrillas, hábitos cotidianos y conversaciones públicas y privadas, es el comienzo del Campeonato Mundial de Fútbol. Telecinco y Cuatro ya han anunciado unas 100 horas de emisiones del evento. Los informativos afilan a sus enviados especiales, las manifestaciones populares brasileñas también ocupan su parcela en los telediarios, Cristiano Ronaldo y Diego Costa (ver foto) ya están recuperados y un Maradona cada vez más ininteligible continuó su personal campaña contra la FIFA, a la que acusó de ganar a costa del campeonato 4.000 millones de dólares "sin hacer nada". El suizo Joseph Blatter es su bicha personal tras 18 años presidiendo una federación sobre la que sobrevuelan cada vez más sospechas de corrupción. Algunos datos colaterales: 82.000 millones de euros invertidos en estadios e infraestructuras y 250.000 personas deshauciadas para habilitar espacios funcionales que favorezcan el buen funcionamiento de la competición.
Ante una jornada tan intensa revisitar por enésima vez los episodios de Big Bang Theory en el canal de pago TNT es siempre relajante. Situaciones y diálogos de cuatro auténticos frikis, y no los de Arriola, despejan la mente, hacen reir o sonreir y, sobre todo, el espectador no se avergüenza de pertenecer a la misma raza de quienes falsifican testamentos de enfermas terminales de alzheimer para saquear sus pertenencias y capital. Incluso las andanzas de Sheldon, Leonard, Howard, Rajesh y Penny permiten sobrellevar con cierta tranquilidad de espíritu el bochornoso espectáculo de un pleno de las Cortes Valencianas cerrado a cal y canto y en el que el grupo parlamentario popular tomó la decisión de expulsar durante un mes a la diputada de Compromís, Mònica Oltra, por haberse negado a abandonar el hemiciclo el pasado 8 de mayo pese a los requerimientos de su presidente, Juan Cotino. En la votación nombres señeros como los de Francisco Camps y Rita Barberá, además de los cuatro diputados populares que aún mantienen sus escaños pese a estar imputados en diversas causas. Si alguien tenía que dar ejemplo de íntegra honestidad, de acatamiento de las leyes y escrupulosa gestión de lo público, ese tenía que ser el PP valenciano. ¡Sí señor!

Melodrama, drama y comedia

Por: | 11 de junio de 2014

1377799438616

Llega un momento en el que el zapping es la clave. Con un simple botón se pasa del melodrama al drama y de éste, a la comedia. Usted, por ejemplo, está contemplando un nuevo capítulo de Revenge (Fox), una serie que comenzó siendo una especie de adaptación libre de El conde de Montecristo y que en la nueva temporada el desparrame es total: traiciones, venganzas, matrimonios frustrados, idilios de hace 30 años recuperados, financieros corruptos, financieros tiburones, periodistas encarcelados, asesinatos, inidividuos que, seguro, deben de asistir a lo que monseñor Reig Pla definió como "clubes de hombres nocturnos" (por cierto, debe de estar muy preocupada la jerarquía eclesiástica católica con la caja recaudatoria para pagar un cuadernillo de 16 páginas de publicidad en El País sacando pecho de sus buenas obras), lo dicho: una montaña rusa de sentimientos, es como una falla valenciana pero en los Hamptons. Pues bien, se aprieta un botón y ya se está en Los Americanos (Fox), una excelente serie de los crueles tejemanjes en las trastiendas de la guerra fría: el FBI y la CIA contra el KGB. Dos estilos y dos conceptos distintos unidos por el afán de conseguir el entretenimiento de los mas.
¿Y la comedia?, la comedia son los telediarios de la 1, los de Somoano (ver foto). En los informativos de sobremesa ya ocupa con constancia el tercer lugar (Informativos Telecinco 15h: 2.049.000. Antena 3 Noticias 1: 2.015.000 y Telediario 1: 1.875.000 espectadores). Elplural.com señala que "Los problemas de los Informativos no son sólo sus telediarios. Su antaño buque insignia, Informe Semanal, sigue hundiéndose sin remedio semana a semana. La última entrega de Informe Semanal, este fin de semana, ha vuelto a estrellarse con un 6,8 de cuota, más de tres puntos por debajo de la media de la cadena. El especial dedicado al rey, que se emitió este sábado, no llegó ni al millón de espectadores, y eso que se emitió excepcionalmente en horario de máxima audiencia, compitiendo con LaSexta Noche, que le ganó por casi cuatro puntos y consiguió una cuota de audiencia del 10%".
A todo esto hay que sumar el informe mensual que ha hecho público el Consejo de Informativos de TVE y en el que, entre otras cosas, denuncia el tratamiento de la noticia del CIS de mayo donde en la emisión de la noticia "sorprendentemente" desapareció el párrafo en el que se recogía el rotundo suspenso que dan los ciudadanos a Rajoy. El Consejo también ha decidido investigar las razones por las que el Telediario no emitió la polémica declaración machista de Arias Cañete durante la campaña electoral e Informe Semanal no recogió la militancia en el PP de las presuntas asesinas de la presidenta de la Diputación de León. Con éste panorama tampoco es de extrañar que "por primera vez en la historia de la televisión en España", el pasado 25 de mayo una mayoría de la audiencia eligiera "una cadena privada antes que La 1" para informarse sobre los resultados de unas elecciones, en concreto de los comicios europeos", como también señaló en su momento el mencionado Consejo. Dicho lo cual, y por extraño que parezca, el Canal 24 horas se llevó el premio Iris de la Academia de la Televisión al mejor canal temático. Hay que señalar que el programa de mayor aceptación de dicho canal, La noche en 24 horas, suele tener una media de 230.000 espectadores, un 1,3% de la cuota de pantalla. Los Simpsons sin ir más lejos, triplican la audiencia.
Y ya que hablamos de informativos pasemos a los tertulianos. Es curioso como Las mañanas de Cuatro (ayer, 699.000 espectadores) le ha comido el terreno a Al rojo vivo (541.000 espectadores). Quizá la clave, o una de ellas, radique que en el programa de la Cuatro hace tiempo que han apostado por los políticos o analistas off Broadway, es decir, los Revilla, Pablo Iglesias, Sor Lucía... mientras que en el espacio de La Sexta, además de tener que pagar el peaje de Marhuenda, que es mucho peaje, suelen apostar por el Broadway tradicional, el stablishment: Carmona, Llamazares, Coscubiela, etcétera.
ThLa pequeña historia esperpéntica de hoy, tan propia y tan nuestra, encierra un dato extraordinario: no es de Valencia sino castellano-leonesa. Hablamos del escándalo sobre las retribuciones de Jesús Terciado en Cepyme, patronal que preside (algo más de 300.000 euros en dos años): que si mis empresas no han facturado nada a la entidad; que sí, que si han facturado. Que no he cobrado ningún sueldo; que sí, que si he cobrado y lo hacía a través de las facturas de mis empresas, como todos. Que como todos no porque el anterior presidente no cobraba sueldo..., en fin, un parque temático de declaraciones contradictorias del mismo personaje, un individuo que hace un par de años se permitía instar públicamente a perseguir y luchar contra la "lacra" de la corrupción, aunque ha aclarado que "el 99,9% de los empresarios, de los políticos y de los sindicalistas y otros colectivos" son gente "honesta y honrada" que hacen su trabajo cumpliendo con la ley. En realidad, todo en Jesús Terciado es coherencia, al y fin al cabo su "padrino" en la patronal fue Díaz Ferrán y su principal apoyo en la actualidad es Arturo Fernández. Así es la vida.

Territorio Berlanga

Por: | 10 de junio de 2014

_chiringuito_25dce5de

No deja de ser curioso que, mientras que el número de familias en el límite de la pobreza o la desnutrición infantil aumentan, triunfan en todas las cadenas los programas de cocina en los que la materia prima no sólo es excelente, sino que está generosa y abundantemente al alcance de los cocineros. Si el cine se definió en su momento como "la fábrica de sueños", la televisión hace tiempo que ocupó su lugar en cuanto a generar deseos inalcanzables para la mayoría. Como se ha dicho en alguna ocasión, el televisor ha sustituído al anhelado pollo de Carpanta. Anuncios y programas parecen buscar la salivación de la audiencia.

La eclosión de los programas culinarios en las distintas cadenas generalistas alcanzó ayer su punto cenital con el primer capítulo de la serie Chiringuito de Pepe (Telecinco). La ficción se incorpora así a una larga serie de éxitos que, probablemente, comenzaron —y sigue— con Karlos Arguiñano, continuó con el recientemente fallecido Darío Barrio, llegó al punto intenso con Chicote y rompió moldes de audiencia con MasterChef, sin olvidarnos de las madres que enseñan a cocinar a lo hijos o los concursos de repostería. Tantos éxitos y tan continuados no podían pasar desapercibidos para productores y programadores. ¿El resultado? La serie que ayer se estrenó (con 4.656.000 espectadores y 24,6% de share) y en la que, a priori, confluyen varios factores que pueden consolidarla entre las favoritas del público.

Un reparto atractivo: Santi Millán, Jesús Bonilla, Blanca Portillo, el Langui, Dafne Fernández, Manu Ríos o Begoña Maestre, entre otros. Una producción solvente (Telecinco y 100 balas), un equipo de guionistas que, en principio, muestra dos detalles apreciables: diálogos sin pretensiones, creíbles, y una cualidad infrecuente: los silencios. Son muchas, la mayoría, las series españolas que consideran que el silencio en las escenas es sinónimo de fracaso o de estafa de los guionistas. No perciben que el lenguaje audiovisual necesita también de cierto sosiego, que la imagen es con frecuencia el mensaje. En Chiringuito de Pepe, al menos en su primer capítulo, sí parecen comprenderlo y lo asumen.


ThA grandes rasgos la trama se basa en el reto que se impone a sí mismo un reputadísimo chef (una especie de Ferrán Adriá, los hermanos Roca y Sergi Arola fusionados en Santi Millán, Sergi Roca en la ficción) por conseguir que uno de los peores restaurantes de España comandado por un Jesús Bonilla (Pepe) alcance una estrella Michelín en un plazo de seis meses, ayudado por una recia pescadora (Blanca Portillo) con un novio subsahariano que responde al nombre de Balotelli. Digamos inmediatamente que en el primer capítulo la ironía irrumpe ya en la presentación de la serie con varias deconstrucciones culinarias que harían soliviantarse a Julio Camba, Álvaro Cunqueiro o a Manuel Vázquez Montalbán. Añadamos que en un momento dado, y para gozo estético, se le quema el terrible peluquín que lleva Bonilla (ver foto) aunque mucho nos tememos que será reparado con rapidez, y que realizadores y productores han decidido situar la acción en Peñíscola, lugar que, cinematográficamente hablando, podría ser definido como "territorio Berlanga", pues allí rodó Calabuch y París-Tombuctú, un desafío importante ya que hablamos de uno de los grandes maestros del cine nacional, si bien en sus películas los sentimientos tenían un lugar secundario en la trama lo que, al parecer, no es el caso de la serie donde ya se barruntan varias historias de cortejos de y para todas las edades.

Comenzó, pues, una de las apuestas importantes del verano en un momento complicado de la sociedad española que, naturalmente, busca en la televisión una de las formas más baratas de abstraerse de una realidad agobiante cuando no cruel. Como se dice en la serie y, prácticamente todos los días en el ámbito de la política, "hay que renovarse o morir", sentencia que lo mismo vale para los fogones que para la Monarquía o el socialismo. Chiringuito de Pepe arranca en un territorio berlanguiano que, no nos olvidemos, también lo es de Carlos Fabra. La evolución de la serie y, consecuentemente, de la audiencia, decidirá en cual de los dos Españas aterrizará.

Tiempo muerto, por favor

Por: | 09 de junio de 2014

Th

La omnipresente polémica sobre el referéndum a propósito de la Jefatura de Estado, tan presente en todos los medios que hace tiempo ha saturado, relega a segundo plano noticias que sin ser tan superestructurales denotan el grado de degradación de las altas capas de la sociedad española. Que si la Guardia Civil destapa dinero b en los partidos amistosos de Messi, que si un exconsejero socialista de la Junta de Andalucía se llevó 14 millones de bóbilis bóbilis de los fondos de formación de los parados, que si ahora la fiscalía parece dispuesta a investigar los insultantes tuits que enviaron hace meses a Pilar Manjón ("puta zorra", "puta prototerrorista", "a la que le tocó la lotería cuando mataron a su hijo", entre otras lindezas lanzadas desde dos cuentas de twitter localizadas)... Pasamos de los silencios más bochornosos a la locuacidad más impresentable. Que el partido del Gobierno, el PP, tras conocerse el auto del juez Ruz del pasado jueves en el que constata la realidad de que parte de la reforma de la sede central del partido -899.000 euros- se pagó en negro, y ante el interés de la cadena SER por escuchar la opinión de Génova, el gabinete de comunicación de los populares se limitó a afirmar que éste partido no tiene "absolutamente nada que decir" ante las revelaciones del magistrado. No tener nada que decir cuando se está hablando de un delito fiscal y otro de blanqueo de dinero desde el partido que gobierna en realidad, es decir mucho: es declarar que la legalidad sólo es importante para los demás.
De las ocurrencias de nuestros dirigentes o exdirigentes, incapaces de contar hasta diez ante un micrófono o un teclado, los ejemplos desbordan lo imaginable: "El concejal del PP en Teguise, Roger Deign, ha utilizado un argumento sorprendente para defender este jueves las prospecciones petrolíferas en aguas de Lanzarote. El edil ha asegurado que en el caso de que existiera un derrame, se tendría que "dar un trabajo de limpieza al 30 por ciento de la población sin empleo". Además, ha afirmado que seguramente al final del día, las playas estarían mucho más limpias". Pues no se diga más: eso es un visionario. Y no te quiero contar si en lugar de "un derrame" se produjera un terremoto de grado 8 o 9: sería un no parar. Claro que como analista político, Joaquín Leguina no le va a la zaga: "Hay viejos que creen rejuvenecer al casarse con jovencitas, otros, más humildes, van a manifestaciones republicanas. Sale más barato", decía en Twitter el demógrafo tan preocupado, al parecer, por la economía doméstica.
Son los pequeños detalles que con frecuencia empañan las grandes frases. La ciudadanía, por su parte, aumenta sus conocimientos día a día: ya sabemos que una de las triquiñuelas habituales de las tramas corruptas es la de trocear los contratos y facturas para que no rebasen las cantidades en las que la ley exigiría licitación pública. Gürtel y Nóos, por ejemplo, han sido algunos de nuestros maestros. Lo que no sabíamos, y hoy lo publica El País, es que esa misma argucia la empleó en su día el dignísimo Tribunal de Cuentas, el órgano que se encarga de fiscalizar y sancionar a las Administraciones públicas que vulneren la ley: "troceó proyectos de obras y contratos para eludir la Ley de Contratos para las Administraciones Públicas, y las adjudicó a un empresario que arregló las casas particulares del número dos de la institución y consejero de fiscalización, Javier Medina, y de su hermano Enrique, gerente del tribunal hasta finales de 2012". Debe de ser un homenaje a "El regador regado" de los hermanos Lumière. Como tampoco estuvo mal que en El Objetivo de ayer, domingo, el principal y más apasionado defensor del regeneracionismo político, económico y social fuera un catedrático de Ética, Javier Sádaba, sin que se le oyera reivindicar la conveniente regeneración del sistema de acceso a la cátedra, un estatus que una vez aprobada la correspondiente oposición, se detenta a perpetuidad, privilegio inadecuado cuando se trata de enmendar lo establecido. En fin, los detalles.
21Y ya que hablamos de El Objetivo, sigamos con la televisión como vehículo de transmisión de cultura popular. Ayer finalizó Aída, probablemente una de las series con mayor aceptación de la audiencia: nueve años, 10 temporadas y una media de 3.954.000 espectadores. ¿La clave del éxito? No se sabe porque, además, si se supiera -y esto lo decía Rafael Azcona- el cine (y la televisión) serían del Banco de Santander. Unos guiones funcionales, un concepto coral de la trama, una proximidad a la actualidad y un reparto excelente con una Carmen Machi a la cabeza que compatibiliza el teatro más exigente, el cine de Almodóvar y una serie en la que en el último capítulo reaparece -estaba declarada en fuga por la justicia- con un chándal de la selección cubana de atletismo sin que se le caigan los anillos y apoyada por Pepe Viyuela, Paco León o Marisol Ayuso, entre otros. Comedia de enredo, de entradas y salidas que podría situarse entre el costumbrismo tradicional y Manolita Chen, con todos los respetos para el género y la empresaria teatral y que, sin duda, se ha convertido en uno de los ejemplos más potentes y duraderos del aprecio popular.




Listas

Por: | 06 de junio de 2014

La-plataforma-Castor-instalada_54393530707_54028874188_960_639

Un sistema que identifica la cantidad con la calidad mitifica las listas de éxitos, o de despropósitos. Lo importante es jerarquizar objetos o conceptos. El Día Mundial del Medio Ambiente no podía librarse de su correspondiente relación: la central nuclear de Garoña (Burgos). El almacén de gas Castor Tarragona-Castellón) (ver foto). La mina de Aznalcóllar (Sevilla). Hotel El Algarrobico (Almería). Marina Isla Valdecañas (Cáceres). Prospecciones en Canarias y las montañas de fosfoyesos de Huelva conforman el top 7 de los desastres ecológicos nacionales. El denominador común es la incompetencia administrativa que, además, no es exclusiva del Gobierno pues se las reparten Juntas autonómicas socialistas y peperas con una indiferencia preocupante hacia la ciudadanía.
El secretario de Estado de Medio Ambiente, Federico Ramos, justificó la política del ministerio en el programa Más vale tarde con profesionalidad y entrega a la causa. Una de las razones que expuso en favor de los sondeos petrolíferos en Canarias es la de que "si hubiera petróleo en Canarias se generaría independencia energética", lo que encaja mal con, por ejemplo, noticias publicadas hace un par de años: "Endesa reduce su estructura y se reconvierte en filial de la italiana Enel con dependencia directa de Roma". Dependencia-independencia, un roto y un descosido, en resumen: todo depende del color del cristal con que se mire. Dudo que en el ámbito europeo exista un ministerio del Medio Ambiente más entregado a su degradación que en el caso español, algo que ya comenzó al poco de ganar el PP las últimas elecciones al sacarse la manga una imprevista ley de costas que permitía, legalizaba e incluso alentaba buena parte de los desmanes urbanísticos costeros pasados, presentes y futuros. Los argumentos se suelen basar en la crisis económica, en la necesidad de rentabilizar todo lo que se mueva y lo inamovible, desde la finca La Almoraima, en el Parque Natural de los Alcornales, a los planes de privatización de la gestión de los servicios de los parques naturales de las Baleares. Todo vale si la rentabilidad económica inmediata es buena. El futuro, como su propio nombre indica, no es presente.
ThY hablando de rentabilidades inmediatas, ¿cómo no hacer referencia a otro de los males, al parecer endémico, que es el fraude fiscal? por mas que en ésta cuestión las lista es anónima. Hace tiempo que no se habla de la posibilidad de publicar los nombres que integraban la llamada lista Falciani: "La primera lista de evasores elaborada con la información de Hervé Falciani (ver foto) que llegó a España en 2010 permitió a Hacienda recuperar 260 millones de euros. El repertorio, con 1.500 nombres, sirvió para identificar a 659 presuntos evasores, es decir, los casos en los que la cantidad supuestamente defraudada superó los 120.000 euros". Hacienda recuperó finalmente cerca de 300 millones de euros y corrió un tupido velo sobre los delincuentes fiscales. Pero si por algo se distinguen nuestros entrañables multimillonarios es por su tenacidad, por su constancia en mantener las tradiciones: "Los españoles tenían en 2013 más de 144.000 millones de euros en paraísos fiscales, y más de la mitad de esa cantidad está en Suiza. Esta es una de las conclusiones que se derivan del informe sobre la estimación del fraude fiscal que ha presentado el director ejecutivo de Fedea, Ángel de la Fuente, y el investigador de la Universidad de Zaragoza y colaborador de la Fundación, Julio López Laborda. Esto supone una pérdida en recaudación tributaria de 7.400 millones de euros cada año", publicaba ayer la web iniciativadebate.org. Quizá por ello José María Mollinedo, secretario general de Gestha (técnicos de hacienda), señalaba a finales de enero que la labor de la inspección tributaria no se hacía correctamente "porque se dedica un 80% de los efectivos a investigar a pymes y autónomos, dejando vía libre a las grandes empresas y fortunas". Es lo que se llama la anhelada independencia tributaria.
Ya en el ámbito de la información televisiva destacamos un párrafo de un duro comunicado del sindicato Comisiones Obreras de TVE: "De fracaso en fracaso, ni un sólo acierto de gestión. El director de Informativos de TVE debe ser cesado de su responsabilidad por el enorme daño que está infligiendo a los Servicios Informativos de la Corporación. No debe irse sólo, deben acompañarle los y las que con él no han sido capaces de poner el ejercicio del periodismo en el lugar que merece en la empresa". Cabe la posibilidad de la sospecha de que el comunicado entre dentro de la táctica de un sindicato de izquierda, es decir, de que sea fruto de una manipulación intencionada de los hechos. No es así. Datos de audiencia de los informativos del pasado miércoles: Antena 3 Noticias 1: 15.1% y 2.064.000 espectadores. Informativos Telecinco 15h: 14.5% y 1.981.000 espectadores. Telediario 1: 14.1% y 1.931.000 espectadores, un ranking de difícil explicación si tenemos en cuenta que en tiempos de Fran Llorente, el anterior responsable de los informativos de la cadena pública, los Telediarios tenían más de dos millones y medio de espectadores y situaban a la competencia a cuatro puntos de distancia. Dos años de gestión han bastado para pasar del primero al tercer lugar.

P.D.- No podemos concluir sin nombrar "lista del mes" a María Teresa Fernández de la Vega (PSOE), exvicepresidenta del Gobierno puesto que a partir de ahora pasará de ingresar 73.486 euros brutos anuales a alcanzar los 142.367 como consecuencia de que durante dos años percibirá dos sueldos: 83.578 euros como miembro del Consejo de Estado y el 80% de su salario como vicepresidenta del Gobierno, como indemnización por haber cesado en el cargo (58.789 euros). Cuando se jubile como consejera de Estado tendrá un sueldo vitalicio 10 veces superior al de quienes cobran la pensión mínima, que es de 645 euros mesuales. Una pensión muy similar (7.000 euros mensuales) es la que cobra Ernest Benach i Pascual (ERC), por haber presidido el Parlamento catalán durante siete años. No es de extrañar la incomodidad que generan los de Podemos cuando denuncian los privilegios de la clase política.

Tiempos confusos

Por: | 05 de junio de 2014

1401868200_517939_1401874095_noticia_normal

"La corrupción dinamita la efectividad del pacto social, lo transforma en algo retórico, en un florero de referencias culturales, debilita el Estado de Derecho y deja sin credibilidad a las instituciones. La corrupción aleja a los ciudadanos del pacto social", quien así se expresó ayer es Eduardo Torres-Dulce, fiscal general del Estado (en la foto junto a la presidenta de la asociación convocante, Elena Vicente), en el transcurso de unas jornadas organizadas por la Asociación contra la Corrupción y por la Regeneración Social en las que no dudó en señalar que "la progresiva invasión de asesores en la administración pública, unida a la invasión de políticos con sus largos tentáculos, ha causado un daño irreparable en relación al incremento de la corrupción". Y esto está dicho prácticamente al alimón con el duro varapalo del Tribunal Supremo al nuevo modelo de Poder Judicial propuesto por el inefable Ruiz Gallardón que acertadamente comenta Ernesto Ekáizer en su blog en elpais.com bajo el sugestivo título de Gallardón y "el blindaje de los corruptos".
Todo esto se enmarca en un tiempo y un país en el que en los informativos gotean constantemente noticias sobre la corrupción y los corruptos: desde que finaliza la instrucción del caso Emarsa con un saqueo de 23 millones de euros en la empresa pública controlada por el ominepresente PP valenciano, a que Rafael Blasco ha depositado los 200.000 euros de fianza para evitar entrar en prisión, que la juez Alaya imputa al tercer exconsejero de la Junta de Andalucía por el caso de los ERE o que dimite la portavoz del PP de Galicia, investigada en la "operación Pokemon", infoformaciones de ayer mismo. Y es, sin duda, ese permanente goteo el que justifica sobradamente el que la corrupción se sitúe como el segundo gran problema a juicio de la ciudadanía encuestada en el barómetro del CIS del mes de mayo, con un 35,7%. El primero y mayor problema de los españoles es, naturalmente, el desempleo con un 80,8% para los encuestados, cinco décimas por encima, incluso, del barómetro del mes anterior. Dicho de otra manera: un 83,5% de los españoles ve que la situación económica es mala o muy mala, frente al 1,2% que se muestra optimista y piensa que es muy buena o buena. Sentido y sensibilidad.
El Consejo Económico y Social, por su parte, presentó ayer su Memoria. Un par de datos: "Los niveles de pobreza monetaria afectaban en 2010 al 0,7% de la población española, mientras que estos niveles de pobreza aumentaron el pasado año hasta el 23,5%. España ha sido uno de los países que ha registrado mayores aumentos de la población en riesgo de pobreza y exclusión social, al pasar del 23,4% en 2009 al 25,5% en 2010, incrementándose en algo más de un millón de personas, hasta alcanzar un total de 11,6 millones". Añadan la petición de la Defensora del Pueblo para que no cierren los comedores escolares durante el verano a fin de ofrecer, cuando menos, una comida al día a los niños que lo necesitan y ya tienen otra visión diferente de la oficial.
Y sin embargo el tema estrella de todas las tertulias y programas informativos desde la abdicación del Rey es la opción de plantear, o no, un referéndum sobre el modelo de régimen: Monarquía o República, un dilema que se potencia al recoger también el desbarajuste tras la debacle de los dos grandes partidos y en el que las perspectiva a medio plazo de unas elecciones municipales y autonómicas parece estimularle aún más. Añadamos más leña al fuego, fuego que muy probablemente incinere al comentarista: es un debate oportunista (diccionario: actitud que aprovecha las circunstancias momentáneas para el propio interés). En primer lugar hay que recordar que sólo han pasado dos años y medio de unas elecciones en las que la derecha más conservadora fue votada por una enorme mayoría de ciudadanos españoles hasta el punto de copar ampliamente el Congreso y la mayor parte de las comunidades autónomas, es decir que fue claramente la opción de los mas. También conviene recordar que en las muy recientes elecciones europeas el Partido Socialista perdió dos millones y medio de votos (los mismos que el PP) sin ejercer el poder, es decir, estando en el banquillo. Corren tiempos, pues, de desconcierto e incertidumbre y más desde la inesperada decisión real. Pero el desasosiego de la clase política no puede obviar que los dos problemas mayores del país siguen siendo el paro, y consecuentemente el aumento de la pobreza, y la corrupción, y que es sobre ellos sobre lo que deberían volcar todas sus energías y no plantear problemas que no afectan directa e inmediatamente a la resolución de lo prioritario. Los partidos minoritarios como IU, Podemos y Esquerra muestran cierta coherencia al reivindicar la República y un muy discutible sentido de la oportunidad, salvo que consideren que arañar votos a los socialistas o a los abstencionistas de izquierda es lo fundamental.
Rodríguez
Ibarra, expresidente de la Junta de Extremadura y verso libre del socialismo, apuntó en Más vale tarde que los barones socialistas que pedían ahora el referéndum debían de haber presentado previamente su dimisión por los lamentables resultados electorales. Es decir, que en esas actitudes vindicativas surge la sospecha de una cortina de humo o una huída hacia adelante ante unos deplorables resultados, a la vez que un desesperado intento de captar parte del imprevisto voto de Podemos. Tiempos de confusión en los que destacados dirigentes de la derecha y de la izquierda tradicionales se sientan intermitente en los banquillos de los juzgados y los sindicatos mayoritarios apenas levantan cabeza.
ThY una guinda de obscenidad para terminar: los jugadores de la selección española de fútbol tendrán una prima de 720.000 euros cada uno si ganan el próximo mundial de fútbol, más del doble de la que tendrán los jugadores de Alemania, Brasil o Francia en el mismo caso. Ciertamente ese dinero no saldrá de las arcas públicas sino de los fondos que la FIFA pagaría la Real Federación Española de Fútbol si ganara el campeonato, una federación que teóricamente debe velar por el buen funcionamiento de un sector que acumula una deuda de 3.600 millones de euros de los que más de 750 millones se los debe a Hacienda. Todo es, naturalmente, legal en la misma medida que todo es indiscutiblemente obsceno.

P.D.- Con un panorama como éste no es de extrañar que las series más seguidas por los tuiteros fueran Breaking Bad o cómo un profesor de instituto de Química opta por la fabricación y comercialización de metanfetamina, y Walking Dead o la cruel supervivencia de los escasos humanos que quedan tras una eclosión de zombies. En el ámbito nacional, el estupendo concurso MasterChef equivale al ensoñado pollo de un Carpanta que habitaba en una lejana infancia. Vuelven los tiempos de penuria y confusión.


Fondo y forma

Por: | 04 de junio de 2014

Th

El fondo y la forma, el continente y el contenido. Dicotomías de las que se pueden deducir significaciones más amplias, incluso el concepto del mundo, la ideología de quienes las muestran. La afiliación a la Seguridad Social en el mes de mayo creció en 198.320 cotizantes. El paro registrado bajó en 111.916 desempleados. Bien. El Gobierno alardea de los datos, saca pecho, y lo hace incluso antes de ofrecerlos con un ventajista adelanto sin especificar los datos. Rajoy ya había avisado varios días antes de las bondades de las cifras, algo que, al parecer, empieza a ser costumbre siempre que los datos sean positivos.
Sindicatos y economistas no dependientes del aparato oficial rebajaron las triunfales expectativas. El 92% de los contratos son temporales, precarios. "Es habitual en el mercado laboral español, muy estacional, que abril, mayo, junio y julio sean buenos meses para el empleo. La temporada de turismo, el buen tiempo para la construcción, las sustituciones veraniegas y las campañas agrícolas impulsan la contratación". En cualquier caso la creación de empleo es mejor que la destrucción del mismo, ahora bien el tipo de empleo, el salario medio ofrecido y la actitud de la patronal va abocetando un panorama laboral más propio de países subdesarrollados.
En el programa Más vale tarde (La Sexta) de ayer se ofreció una entrevista con un líder sindical de la hostelería de Palma de Mallorca en donde se está negociando desde hace meses un convenio colectivo que por las características de las Baleares en el ámbito turístico, se convierte sistemáticamente en un referente nacional. Se barrunta una huelga en plena temporada alta por la negativa de la patronal a retirar su exigencia de "externalización" de diferentes servicios en los hoteles. El ugetista entrevistado lo explicaba así de claro: "eso supone que si una camarera de piso gana ahora 1.200 euros, la camarera externa cobrará por el mismo trabajo 600 euros". Dos añadidos: los empresarios juegan con los más de cinco millones de parados que anhelan un puesto de trabajo, y dos, si como afirmaba el presidente de la CEOE, Juan Rosell, había llegado el momento de subir los sueldos en aquellos sectores que han dejado atrás la crisis y empieza a haber actividad y beneficios, no se explica la actitud empresarial de Mallorca salvo desde el punto de vista de vietnamizar el mercado laboral, un empeño muy alejado de la autosatisfacción con que se publicitan los datos del empleo.
ThEl caso de Podemos y de su líder Pablo Iglesias sigue coleando por todas las cadenas generalistas, y lo hace dejando constancia de una nueva contradicción entre el fondo y las forma. El movimiento que ha recogido el descontento de los votantes de izquierda con sus partidos tradicionales se ha convertido en la bicha para los medios más conservadores al mismo tiempo que su sola presencia en alguno de los programas de las cadenas que no le han criminalizado alcanzan audiencias de récord. El líder de Podemos sigue vetado en TVE, "lo que demuestra que a Samoano no solo le importa la manipulación política hacia sus afines, sino que además la audiencia le da igual. Pablo Iglesias la levanta, pero TVE prefiere perder contra el resto antes de llevar al "enemigo" a casa", señala electroduende.com. Por su parte, la presencia de Iglesias en el debate europeo postelectoral que ofreció La Sexta Noche consiguió el 15,2% de la audiencia y más de dos millones de espectadores, una cifra récord del programa. Añádanle que la presencia del tan citado Pablo Iglesias ha conseguido que su visita el pasado lunes a Las mañanas de Cuatro el programa alcanzara los 759.000 espectadores, un 12,8% de la audiencia, su récord histórico cuya audiencia media se suele situar en torno al 8 o 9%.
En cambio en donde el fondo y la forma saltó por los aires fue en la encuesta callejera que realizó ayer El Intermedio, un sondeo sin ningún valor sociológico pero divertido. La reportera realizaba dos preguntas: "¿es usted monárquica/o o republicana/o?". Cuando el peatón contestaba -y la totalidad de los encuestados respondía que "republicana/o", surgía la nueva pregunta: "Prefiere usted una monarquía con Felipe VI o una República con Aznar de Presidente?". Superado el unánime respingo o imprecación del peguntado, todos menos una chica respondieron que preferían a Felipe VI, es decir que el modelo del sistema era lo de menos, la cuestión era no volver a repetir un gobierno presidido por el pequeño gran estadista.
Y ya que hablamos del expresidente del Gobierno, habrá que señalar que hoy se ha desayunado con la noticia de que "el Juzgado de Primera Instancia número 3 de Pozuelo de Alarcón (Madrid) ha desestimado la demanda por intromisión ilegítima en el derecho al honor que el expresidente del Gobierno José María Aznar interpuso contra EL PAÍS por una información en la que se le identifica como el ideólogo del sistema de sobresueldos en el Partido Popular, además de ser uno de los perceptores de los sobresueldos. La sentencia, que condena en costas a Aznar, determina que la información es "plenamente veraz" y prevalece sobre el derecho al honor del expresidente". No estaría de mas que todos los presidentes de Gobierno del mundo mundial tuvieran cerca de sus ojos una foto del cuarteto de las Azores para recordarles diariamente lo nefasta que es la mezcla de prepotencia e incompetencia cuando se alcanza la poltrona presidencial: Georges W. Bush, Blair, Aznar y Durao Barroso juntos y revueltos, satisfechos de haberse conocido, incluso a ellos mismos, y con una lamentable trayectoria posterior en las que sus ocurrencias legislativas propiciaron o potenciaron una de las mayores crisis económicas mundiales.


El fin y los medios

Por: | 03 de junio de 2014

1401700281_706447_1401715412_portadilla_normal

Tenía razón Rubalcaba: "En España se entierra muy bien", refiriéndose a él mismo aunque es perfectamente aplicable al final político del Rey. Lo cierto es que el Monarca ha conseguido algo extraordinario: leer todas las alabanzas y panegirícos dedicados a su persona en vida, porque lo evidente es que las ditirámbicas semblanzas que se suelen pronunciar o escribir en honor del difunto ilustre, el único que no las puede ni oir ni leer es el protagonista.
Si uno se deja llevar por la primera impresión al contemplar los programas especiales que ofrecieron ayer las cadenas generalistas sobre la abdicación del Rey, la conclusión sería clara: España es un país de extremos. O alabanzas encadenadas a la figura de Don Juan Carlos o reivindicación de la III República en opiniones personales y manifestaciones públicas. Blanco o negro, frío o calor. Si, por el contrario, opta por darse un paseo por la calle o sentarse en una terraza, comprenderá que la vida continúa, que los niños juegan en el parque, que la ciudadanía suele llevar todo tipo de bolsas de supermercados o similares en la mano y que las maldiciones al tropezarse con la acera son las habituales. Dicho de otra manera: la crispación no está en la calle.
El excelente historiador Santos Juliá publica hoy un artículo en El País (Último servicio a la democracia) del que extractamos dos párrafos: "Lo que sufrimos en España no es, como tanto se repite, el agotamiento de un supuesto "régimen" inventado en 1978. Lo que realmente sufrimos al menos desde hace una década, cuando se hizo evidente la necesidad de reformar la Constitución y las leyes que han dado origen al sistema de partidos, es la parálisis de los partidos políticos para abordar esa reforma", y concluye: "Por un azar, en el que no falta un elemento de virtud, de fuerza, esa renovación comienza por la cabeza institucional de nuestra forma de Estado. No es el mejor de los augurios posibles que haya ocurrido la semana después de unas elecciones en principio europeas pero suficientes para poner en estado de ebullición a un sistema de partidos que sus dirigentes habían creído eterno. Pero si esas elecciones, o su resultado, despiertan el alma adormecida de los dos exgrandes partidos y les induce a promover y consensuar con otras fuerzas políticas las reformas necesarias, la abdicación del rey habrá sido el último acto de un largo y fecundo servicio, no ya a la Corona, sino a la democracia, que es, al cabo, lo que más importa".
Las reformas necesarias, naturalmente, son numerosos y multidireccionales. Los expertos señalan la cuestión nacionalista entre los mayores problemas a corto plazo. La ciudadanía, por su parte, sitúa a la corrupción como el segundo gran problema, tras el paro, y ya que hablamos de encuestas sociológicas, conviene no desdeñar la valoración que de la Monarquía ofreció el último sondeo del CIS: 3,72 sobre 10. Es una cuestión de prioridades. Hoy mismo es noticia en todos los medios el que los siete concejales que conformaban la Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Santiago tuvieron que dimitir al recibir una condena de nueve años de inhabilitación para ejercer cargo público por haber decidido pagar con dinero público la defensa del entonces concejal Adrián Varela, imputado en la trama Pokémon. Siete concejales del PP que aplicaron una norma perversa no escrita pero, al parecer, vigente: los fondos públicos son de quienes ganan las elecciones. En éste caso la cantidad de lo malversado probablemente no es excesiva, lo que sí resulta ejemplar es el afán de acabar judicialmente con un nepotismo que los grandes partidos dan ya, con su práctica, por institucionalizado. Es, pues, el momento de que quienes ocupan los sillones del Congreso demuestren el mismo anhelo y dejen de marear la perdiz.
ThOtra derivada de la mala práctica partidaria es la consolidación de las mentiras y los hábitos trileros como método sistemático para conseguir el poder o consolidarse en el mismo. Insistir en la afirmación de que es el momento de la recuperación y el crecimiento al mismo tiempo que se barruntan nuevas reformas fiscales y laborales en detrimento de los mas ratifica la creencia de que el fin, el poder, justifica los medios. "La Comisión Europea reclama subir el IVA, los impuestos medioambientales y los tributos que gravan la propiedad, a cambio de una rebaja de las cotizaciones sociales a los trabajadores con sueldos más bajos. Y, a la vez, pide la eliminación de las deducciones "ineficientes" del impuesto de sociedades y del impuesto sobre la renta: más subidas, de facto, en esas dos figuras". Soraya Sáenz de Santamaría, vicepresidenta del Gobierno en la rueda de prensa del pasado viernes: "Nuestra intención no va por ahí (subir el IVA), sino bajar impuestos y especialmente hacerlo en el IRPF", una noticia que exige una contextualización objetiva: "Durante el primer trimestre de 2014, los contribuyentes abonaron por sus rentas el tipo medio impositivo más alto desde 1995, cuando arranca la serie histórica de la base de datos de la Agencia Tributaria...Los casi 19 millones de contribuyentes que pagan el impuesto sobre la renta lo están haciendo al tipo medio más alto de los últimos 19 años". No es seguro que la verdad nos haga más libres, lo que en cambio sí lo es es que les hará menos manipuladores.


El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal