TV Blog de Harguindey

TV Blog de Harguindey

La televisión es la reina de la casa. Lo que se pretende en este espacio es comentar la actualidad televisiva más inmediata, los programas del día, desde cualquiera de los que se definen como “telebasura” a las retransmisiones deportivas, los espacios informativos, documentales, las películas o las series. Son los comentarios y recomendaciones de un telespectador común.

Mujeres

Por: | 06 de mayo de 2018

1525524119_605778_1525527113_noticia_normal_recorte1

Elizabeth Keane y Birgitte Nyborg Christensen son protagonistas de dos series extraordinarias, Homeland y Borgen, respectivamente. Son también dos personajes en la cima del poder político: Presidenta de los Estados Unidos una y Primera Ministra de Dinamarca, la otra. Son dos formas de entender el mundo pero, sobre todo, son dos mujeres que han conseguido el respeto de sus ciudadanos.
La séptima temporada de Homeland (Fox) es tan excelente como las seis anteriores. Sus guionistas procuran desarrollar la historia muy pegada a la realidad. Si en los primeras temporadas el enemigo era el fundamentalismo islamista, en la séptima, y al parecer penúltima, Rusia es la gran rival. Se estrenó en febrero de 2018. Trump lleva un año largo en la Casa Blanca y la trama rusa planea sobre los informativos con constancia. Serie y realidad confirman una evidencia: los hackers se han convertido en una de las mayores  y mas potentes armas de destrucción masiva. Ya es inconcebible un comando de operaciones especiales sin un experto en informática que manipule la realidad.
La Presidenta de Estados Unidos (ver foto) sufre los embates de la extrema derecha y de los oportunistas políticos ayudados por los servicios secretos rusos. Sobrevive a todos ellos con una energía próxima al autoritarismo. La Primera Ministra danesa es, por el contrario, un modelo de la política de pactos, de alianzas con rivales, de posibilismo. Por supuesto hay más ejemplos ficticios de la relevancia de la mujer en la vida política actual: Anyta Rigg, Primera Ministra de Noruega (Occupied) o la Selina Meyer, vicepresidenta de Estados Unidos en Veep. Drama y comedia como la vida misma. En terrenos más próximos a la ciudadanía, los ejemplos del respeto a la mujer son numerosos, desde la sargento de policía Catherine Cawood (Happy Valley) a la abogada Alicia Florrick (The Good Wife).
Por estos pagos la presunta realidad de los informativos se centran en una sentencia judicial que bordea el medioevo a la vez que nos muestran a las dos políticas nacionales más poderosas, la vicepresidenta y la ministra de Defensa, que pese a ser del mismo partido y Gobierno ni se hablan ni se miran en un acto institucional y se sientan separadas por una silla vacía: la del sentido común.

Hay 1 Comentarios

Medievo, medievo, es el linchamiento como dogma (aunque sea hoy mediático). Medievo es pretender saber más que los jueces, pretender anularlos; así como ganarse el pan a costa del pelotilleo al señor (¿o es señora?) y con la condena genérica de lo masculino y la victimizacion de toda fémina, incluyendo a las 400.000 psicópatas que pueblan este país, así atroces impunes (datos de la Universidad de Alcalá). ¡Basta ya de simplismo maniqueo!

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

Ángel Sánchez Harguindey

Ángel Sánchez Harguindey perteneció a la plantilla de El País desde su fundación en 1976. Fue jefe de la sección de Cultura, responsable del suplemento cultural Babelia, redactor jefe de El País Semanal, redactor jefe de la sección de Opinión y Adjunto a la Dirección.
Ha publicado el libro "Memorias de sobremesa. Conversaciones con Rafael Azcona y Manuel Vicent" (Editorial Aguilar)

Archivo

septiembre 2021

Lun. Mar. Mie. Jue. Vie. Sáb. Dom.
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30      

Archivos

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal