USA Español

Bloomberg y Murdoch, por la reforma migratoria

Por: | 26 de junio de 2010

Dos meses después de que la gobernadora de Arizona firmara una ley que permite a la policía exigir una prueba de identidad que certifique el estatus legal en el país de cualquier persona que consideren oportuno -lo que supone abrir la veda a la caza del inmigrante de aspecto latino-, una coalición desconocida hasta el momento de más de 100 congresistas demócratas, hombres de negocios, alcaldes y magnates de los medios de comunicación se han puesto en pie de guerra para exigir de la Administración de Barack Obama una reforma migratoria para legalizar a los más de 12 millones de personas que viven, trabajan y tienen hijos en EEUU sin documentos.


El alcalde de Nueva York Michael Bloomberg apuesta por la reforma en FOX News.

Son compañeros de viaje desconocidos hasta ahora. El alcalde de Nueva York, Michael Bloomberg, junto al magnate de la prensa Rupert Murdoch; el alcalde de Los Ángeles, Antonio Villaraigosa; organizaciones de defensa de los derechos de los inmigrantes en coalición con multinacionales como Disney, Boeing o Morgan Stanley.

“Esta coalición se ha formado para cambiar nuestra actual política de inmigración, que está acabando con nuestra economía y amenazando nuestra reputación en el mundo como potencia líder”, declaró en un comunicado Bloomberg.

Aprovechando la onda expansiva que ha supuesto la ley de Arizona, los promotores de la iniciativa pretenden insuflar vida a un proyecto de ley que necesita 218 votos en la Cámara de Representantes para sacar adelante el proyecto antes de septiembre u octubre próximos. El tiempo apremia. En noviembre se celebran elecciones de mitad de mandato y los demócratas podrían perder su mayoría en ambas Cámaras del Congreso. Entonces habría que decir adiós al ambicioso proyecto de reforma migratoria.

La iniciativa la encabezan los caucus hispano, negro y progresista del Capitolio pero el apoyo de personalidades como Murdoch o Bloomberg es incuestionable. “Yo mismo, como inmigrante, creo que este país puede y debe implantar una nueva ley de inmigración que satisfaga todas las necesidades de empleo y provea del camino hacia un estatus legal a los residentes indocumentados para acabar de una vez por todas con la inmigración ilegal”, declaró Murdoch.

A falta de solo unos días de que la Casa Blanca haga oficial la impugnación de la ley contra el inmigrante de Arizona, líderes religiosos, sindicales y estudiantiles reconocen el “sentido de urgencia” detrás de la iniciativa de los congresistas, alcaldes y empresarios, ya que del voto latino dependen muchos escaños del Congreso.

Hay 9 Comentarios

Me parece una gran idea y una novedad realmente ingeniosa e inteligente. Quien como las empresas que saben como es la gente y el apoyo de estas compania es importante. Gran idea de Bloomberg.
Asi acabaran las elefantisticas y faraonicas marchas que de nada sirvieron si servira, Bueno solo sirven para llenar y garantizar las venta de las televisoras hispanas. Tambien para llenar los fondos de muchas organizaciones que salen , sabe Dios de donde y que dicen ayudan al indocumentado.l
Para que pare tanto pseudo activista que seguramente tanto provecho han sacado con este cuento de las "marchas"
Bravo por Blommberg que ha tenido la mejor idea de todos los "Pro- reforma migratoria" y que solo les gusta salir por television, incluyendo una sarta de artista figuretis.
Estoy seguro que este es el inicio de una demanda que no se detendra hasta que se consolide una salida legal para tanto trabajador, que salio en busca de una mejor vida para su famiolia.

Llama la atención que Murdoch, que da voz al Tea Party, apoye uan reforma migratoria favorable a los inmigrantes.
Saludos desde http://enclaveinternacional.wordpress.com/

Llama la atención que Murdoch, que da voz al Tea Party, apoye uan reforma migratoria favorable a los inmigrantes.
Saludos desde http://enclaveinternacional.wordpress.com/

Esa alianza de la que se habla en el artículo es muy lógica y para nada debe sorprender:
- empresarios y oligarcas ávidos de mano de obra barata
- magnates de los medios de comunicación, aliados de clase de los anteriores, e igual de interesados en la mundialización y en la extensión de un nuevo orden mundial
- políticos demócratas que como los socialdemócratas de Europa han perdido definitivamente el apoyo de la clase trabajadora y necesitan nuevas bolsas de voto a toda costa, aún destruyendo su propia nación
- oenejetas profesionales que, en vez de trabajar como todo el mundo tiene que hacer, se dedican a promover la inmigración masiva contra el propio país, actividad que, por lo que se ve, debe ser lucrativa
- y, grupos de presión de las propias minorías no blancas de Norteamérica. Una buena oportunidad para saciar su conocido revanchismo histórico.

No se trata de desplazar a los anglos blancos. Los anglos no deben temer la invasión hispana porque el hispano es tranquilo,pacífico,y respeta la autoridad(no sudede lo mismo con muchos islámicos o negros.¿En qué países del Mundo una minoría blanca que no llega al 10% de la población controla el 90% de la economía de esos países?. Solo en los países hispanos,y por tanto lo peor que le podría pasar a los anglos es que terminasen pareciéndose por ejemplo a las élites blancas de México.¿Y eso les da miedo?.

´Me alegro de este apoyo tan importante. Habría que evitar Torres de Babel en los idiomas y fomentar el castellano o español como el idioma de la solidaridad y entendimiento en el mundo, su historia lo avala. Por contra el inglés es sólo el idioma de los mercados, de la insolidaridad y del enfrentamiento. Idioma y fines que ya en un mundo globalizado nos obliga a tener que entendernos cada día más. Abogo por el castellano como idioma alternativo al inglés y animo a los medios (TV y prensa) hispanos en los USA a realizar programas en este sentido culturales y menos telenovelas y programas basura.

El público estadounidense de habla inglésa está profundamente dividido por el tema y a no seguir un camino de negociación y compromiso todo va a acabar mal para los Estados Unidos. La legalización de quince a veinte millones de inmigrantes indocumentados por orden executiva para septiembre de este año, como se rumora, sería una imposición con el potencial de generar no solo oposición política pero violencia organizada.

La mayoría euroamericana, los llamados "blancos", principalmente en los estados fronterizos con México, se oponen contundentemente a más inmigración de mexicanos y otros latinoamericanos por razones raciales pero también por razones de lengua, cultura e historia. Temen ser desplazados en el futuro por mexicanos reivindicadores como hasta cierto punto ya les está pasando.

El problema de EEUU es que necesita esos 12 millones de inmigrantes para salir de la crísis,porque sin ellos la mano de obra se encarecería y EEUU perdería bastante productividad. Además,no creo que la solución sea cambiar hispanos por hindúes o paquistaníes.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Eskup

TWITTER

Periodistas de El País en EEUU

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal