Con la tinta aún húmeda

Por: | 01 de febrero de 2012

541782239_e09f7ab7c8

Foto: LRde Chile

Cocinero en su tinta es la cuarta novela del escritor peruano Gustavo Rodríguez (nacido en 1968). La editorial Planeta anuncia que su protagonista de nombre estrafalario, Rembrandt Bedoya, es un chef peruano que debe preparar un plato digno del boom gastronómico que vive el Perú en el evento Madrid Fusión. Dice que la novela ha sido escrita, además, siguiendo los "consejos culinarios" del chef Pedro Miguel Schiaffino y aparecen mencionados otros chefs auténticos, como el español Ferrán Adriá o el peruano Gastón Acurio. El blurb del libro cita con orgullo: "Se trata de la primera novela sobre la gastronomía peruana".

Keith Gessen, editor de la revista literaria N+1, declaró que harían falta 50 años, por lo menos, para que apareciese la primera gran novela sobre el 11S. Claro está, eso no ha detenido a los escritores norteamericanos, que se han volcado a escribir sobre el tema golosamente. Pero no solo el 11S sino que también la crisis financiera internacional ha empezado a asomar en las contratapas de las nuevas novelas norteamericanas. ¿Quién puede resistirse al momento?

Uno de los primeros libros que se escribió sobre el 11S -ocurrido en el 2001- no salió de manos de un norteamericano sino de un francés. Se trata del sensiblero Window of The World de Fréderic Beigbeder, publicada en el 2003. No debe ser casual que Beigbeder llegase a la literatura desde la publicidad, al igual que Gustavo Rodríguez, uno de los mejores y más reconocidos publicistas del país. Es cuestión de olfato o, mejor aún, de timing. Como aquel chiste del alcalde analfabeto obligado a ser jurado de un concurso de matemáticas en un colegio de su región. Ante la pregunta: "¿Cuánto es 100 + 300?" un niño levanta rápido la mano y grita "600". El alcalde lo felicita y le da la medalla. Tras él, un segundo niño corrige: "Pero si suma 400". El alcalde, incapaz de aceptar el ridículo, anuncia: "En este pueblo gana el primero que habla".

En literatura, desde luego, no es el primero que habla el que gana (si acaso hay algo que ganar) aunque los editores -y algunos autores- se precien de ser los primeros que escribieron sobre la fontanería en las zonas urbano marginales o que introdujeron la técnica del monólogo interior en segunda persona. Lo cierto es que logros tan paupérrimos como esos han solventado carreras literarias bastantes largas en el Perú y en América Latina. No he leído aun la novela de Gustavo Rodríguez, que acaba de aparecer, pero sin duda, de dejar una huella en la literatura peruana, no será por ser la primera en hablar del "boom" gastronómico peruano sino por méritos que, espero, puedan sostener una trama tan coyuntural e incluso frívola.

Hablando de coyunturas, confieso que el motivo de este post, más que literario, es una pataleta, porque soy de esos pocos peruanos que detestan la burbuja de aire que llaman el boom de la gastronomía peruana y que no consideran que nuestra comida es la mejor de Latinoamérica y quizá -para no caer en falsas modestias- del Mundo. Soy un pésimo anfitrión: no conozco restaurantes, huariques ni chiringuitos donde preparan el mejor cebiche o el ají de gallina con la receta de la abuela (mi abuela, por cierto, no cocinaba). No pretendo obligar a ningún turista a beber Inka Kola ("la bebida del sabor nacional" en un país donde el concepto "nación" es una incógnita), ni a deglutir los dulces más empalagosos que he comido jamás (bajo nombres estrafalarios como Supiro Limeño), y menos aún hago proselitismo a favor del pisco peruano en contra del pisco chileno. Mis restaurantes favoritos son de los de pasta y creo, honestamente, que la comida peruana es indigesta y poco saludable. Casi sin excepción se trata de un petardo de carbohidratos al cubo, una mezcla inexplicable de ingredientes (muchos de ellos deliciosos en sí mismos, hay que decirlo, pues los insumos son de primera calidad) que cualquier nutricionista calificado debería prohibir. Cada vez que alguien habla de la fama de la comida peruana en el mundo, pienso en las carencias de un país necesitado del reconocimiento extranjero para sentir respeto por sí mismo. Me imagino que el día en que en una película de Woody Allen, en vez de pedir comida china pidan comida peruana de un delivery de Manhattan, por fin podremos sentirnos parte de un país con marca registrada.

Pero volviendo a lo literario, queda claro que tenemos temas para tratar más allá de la agenda de PromPerú (en cuyos comerciales nunca aparece, ni por asomo, algún integrante de la cultura peruana que no sea un cocinero o un cantante popular). La literatura de la violencia política peruana, por ejemplo, aunque podría decirse -como lo muestran diversas antologías sobre el tema- que empezó casi al mismo tiempo que las primeras bombas, no fue sino hasta muchos años después, en la primera década del 2,000, en que dio frutos interesantes. Una vez que se logró superar la apología ideológica o el retrato costumbrista y se volvió vehículo de conocimiento, de memoria y reconciliación, se originaron libros fundamentales como La hora azul de Alonso Cueto o Retablo de Julián Pérez. Y probablemente sea solo el inicio de una literatura que profundizará sobre un hecho tan trascendente como son los años del terrorismo peruano.

No sé nada de cocina, así que ignoro en qué condición debe prepararse un calamar para que sea considerado "en su tinta". Pero sin duda, para que una obra sea un logro artístico y humano la tinta tiene que estar bien seca.

Hay 1196 Comentarios

Yo por eso amo las pizzas y en Italia ufff mejor... o mejor una Mc con su Coca Cola que rico.

Soy un poco joven para dar consejos ... pero con amplia experiencia para dar recomendaciones ... Utilice la pluma para construir ideas y no la use para destruir ilusiones ... no ataque al que está tranquilo a menos que tenga esperanza de que el insulto devuelva ... Solo te falta decir que culturalmente tus mejores simbolos son la hoz y el martillo.

Ivan Thays??? Quien es este tipo? no lo conozco...seguro es un improvisado mas sin fama ni gloria y que solo vive basureando a los demás.

Escritor??? NO WAY! un escritor sabe escribir con gracia y con acierto. Escritor no es el primero que pone en un papel o un blog las primeras idioteces que se le cruzan por la cabeza utilizando palabras raras para decir yo mismo soy.

Ivan Thays es quien es porque no es mas que un vividor oportunista al cuál lo único que le interesa es lucrar. Es un alienado que no tiene bandera.

Yo pregunto...Si fuera tan mala la comida peruana......porque es tan famosa??? porque al Perú lo visitan miles de turistas solamente para probar la sazón peruana y quedan encantados???

Será porque están predispuestos a que les guste? Será porque la prensa extranjera habla maravillas de la comida peruana? o Será porque el mejor cheff del mundo quedó encantadísimo y no hace otra cosa que hablar maravillas de la comida peruana?

Pero hay una cosa que debemos reconocer... Este pelagato, tetelemeque, oportunista de Ivan Thays es bien "macho" para hablar mal de la comida de su país....cuando no vive en el y cuando lo hace a la distancia.

Sr Thays...Queda coordialmente invitado al Perú para repetir lo que acaba de escribir en este blogsucho.

Lo que me indigna no es lo que escribió el mequetrefe este de Thays, sino que un diario tan reconocido e importante como es El País permita que ignorantes, resentidos sociales que no son mas que conocidos por su familia tengan un blog y permitan postear textos que demuestran la envidia que tienen de ver a otras personas y culturas triunfar, alcanzar logros y méritos que éste pulgoso no pudo hacerlo.

Lo que si le agradezco al pulgoso escritorsucho este es que haya decidido alejarse del Perú ya que no necesitamos una lacra como él en el Perú.

Eres un snob de lo peor, afrancesado y acomplejado.

Criticar a toda la comida peruana por los malos platos, que le preparaba su familia de chiquito, es increíble. La comida peruana, o de cualquier país, no sólo es la de una una región sino la de toda una nación y para que la hayas probado toda... bueno lo dejo ahí....

Todos tenemos libertad de opinión pero nadie te da derecho a denostar la comida peruana....lo escrito demuestra resentimiento y muy mala leche, especialmente por haberlo hecho en un medio extranjero...fuiste mi jefe de prácticas del curso de metodología de investigación en la facultad de letras de la PUCP y la verdad es que poco o nada recuerdo de su cátedra....muy vana y superficial....lo que si no olvido era tu desmedido afan por querer apuntarte con las chicas más guapas de la clase...PATÉTICO!!!

A veces cuando la pluma no tiene conciencia de lo que escribe, solo imprime barbaridades como pataletas de niño engreido ... Aprender a querer lo que uno tiene, fue lo primero que mis padres me enseñaron y creo que usted no aprendio ... no siento lastima por usted, sino por su familia que nunca supo enseñar que lo propio debe ser lo mas querido asi no tenga sal ni pimienta ...

Cada uno de nosotros, tiene una opinión personal de la comida peruana. Algunos (como a mi), nos parece realmente deliciosa y maravillosa, y a otros como Ud. señor Thays completamente desagradable. ¿Pero es justificable publicar en un medio internacional, un berrinche personal?.
¿Y sabe porque nos sentimos orgullosos?, no es del plato de comida en sí, sino de nuestros campesinos que labran la tierra día a día, de nuestras tierras, de nuestras montañas y del delicioso mestizaje que es nuestra raza, que con el tiempo fueron creando este conjunto de platillos que abarca la comida peruana.
Y siendo un hombre supuestamente tan letrado, esta pésimamente informado de lo que es nutrición, respecto a su frase de “un petardo de carbohidratos al cubo”, no lo hace la mezcla de ingredientes, sino el tamaño de las porciones.
¿“Poco Saludable”?. Somos un país rico en biodiversidad, orgánicos, somos una despensa para el mundo. Si fuera tan poco saludable ¿nuestros campesinos se mantendrían tan fuertes, para hacer uno de los trabajos más loables y sacrificados que hay que es arar la tierra?.
Que sus familiares no hayan cocinado, no significa que Ud. hable mal de la comida de 30 millones de personas y por CULTURA GENERAL, debería aprender a ser un BUEN PERUANO y UN BUEN ANFITRION.

Thays, yo también la odio. Cuando todo falla pongo a hervir fideos.

Es triste que alguien se haga conocido por escribir estupideces, si no te gusta la comida peruana estas en tu derecho, pero no crees mala honda con tu comentaria, si tu abuela no cocinaba, mala suerte, probablemente hayas tenido una infancia triste, ese es tu problema, pero la gran mayoría de gente opinante no piensa como tu, Te cae mal es por que seguro que estas enfermo, mejor acompana a tu abuela

Es triste que alguien se haga conocido por escribir estupideces, si no te gusta la comida peruana estas en tu derecho, pero no crees mala honda con tu comentaria, si tu abuela no cocinaba, mala suerte, probablemente hayas tenido una infancia triste, ese es tu problema, pero la gran mayoría de gente opinante no piensa como tu, Te cae mal es por que seguro que estas enfermo, mejor acompana a tu abuela

Ivan, Thays lástima.

Creo que no será la última vez que alguien se desahogue en un comentario parecido, es lo natural cuando un producto pasa de ser conocido a consolidarse en el mundo, lo importante es la tendencia positiva y la aprobación generalizada de nuestra comida por la critica especializada. Creo que hay que tomarlo de quien viene, no creo que algún novel en literatura se tome la molestia de sentirse angustiado por la critica de un lector ocasional y confeso ignorante en literatura.


Sr Thays sus comentarios sobre la comida peruana me parecen de lo mas desacertados, como al resto pero podría tratarse simplemente de un caso de mal gusto (y obvio 0 nacionalismo) Al final Ud es el que se lo pierde y hay que ser tolerantes como escribieron por allí
Lo que si me parece pésimo es que Ud hace una critica adelantada de un libro que ni si quiera ha leído, eso no tiene perdón y mas siendo un escritor

Lo que si me pareció indigesto, era el aburrido acartonado y anónimo programa “vano oficio” que alguna vez puede soportar entre dos pausas, sin comerciales como podrán adivinar, un programa que solo el canal del estado podría subvencionar, seguramente resultaba tan indigesto para todos que hasta el programa de espacio comprado “santa natura” le ganaba en audiencia.

Lo siento mucho por ti, se nota que de niño nadie te cocinaba, seguro eres de esos mentecatos que no sabe que es la crítica profesional, mas parece una venganza por la poca atención que se te dio aquí. En verdad lo siento.

Si no fuera por sus declaraciones nadie conoce a este escritor, tiene que colgarse de una crítica en el extranjero para cubrir su carencia de reconocimiento y sentir respeto por si mismo. La gente de varios paises donde se vende la comida peruana y por la que pagan precios de lujo son la respuesta a su pobre comentario.

Si no fuera por sus declaraciones nadie conoce a este escritor, tiene que colgarse de una crítica en el extranjero para cubrir su carencia de reconocimiento y sentir respeto por si mismo. La gente de varios paises donde se vende la comida peruana y por la que pagan precios de lujo son la respuesta a su pobre comentario.

Se, nota la poca cultura culinaria, y lo poco informado en cuanto a bevidas se refiere, es una literaria estupidez, y aparentemente buscar algun protagonismo con este articulo que solo dice lo poco que sabe de la comida peruana

Al leer esta frase: “Cada vez que alguien habla de la fama de la comida peruana en el mundo, pienso en las carencias de un país necesitado del reconocimiento extranjero para sentir respeto por sí mismo”, recién me entere que existe una persona con este nombre al cual parece ser peruano por lo que leo en este blog.
Por otro lado, no sabes que al simple hecho de tomar o escribir el nombre del Perú, mi país, tierra donde me criaron mis padres, donde crecí con mis herman@s, haz tratado de opacar toda nuestra historia con un comentario vago, absurdo, fuera de contexto en fin muchos adjetivos por mencionar.
Soy un peruano al cual le gusta su cancha, su oca, su mashua, su tocush, su ceviche, en fin una infinidad de comidas y esta por demás por mencionar lo demás; porque al final nunca lo comprenderás que es ser PERUANO de nacimiento, espero que estas palabras y de todas las personas que han escrito en este blog, te hagan reflexionar que el PERÚ no es una sola persona sino toda una nación.

Es una lástima que un compatriota se refiera así de nuestra comida peruana y con mucha mayor razón alguien que mínimo siendo "escritor" conoce nuestras riquezas en muchos aspectos. Parece que no has vendido muchas obras o quieres un premio y por tus ganas de figurar te agarras criticando la comida de nuestro país que con mucho orgullo puedo decir que es una de las mejores del mundo y no lo digo solamente yo sino muchas personas reconocidas mundialmente que no les hace falta criticar de una manera tan baja a su propia NACIÓN!!!. Espero que así como atacas tanto a nuestro país con esos comentarios, tengas la valentía de renunciar a tu nacionalidad.

eres un pobre infeliz, falto de identiddad nacional, no me interesa de donde eres, pero por lo visto tu madre solo te aguanto hasta los nueve meses en su vientre de ella, ya veo porque...imbesil. P Alexander Perez-Perú

simplemente el comentario una lastima este blog

Honestamente ivan thais que PATETICA TU VIDA, tienes toda la pinta de ser el tipico peruanito resentido que de chico le hicieron Bullying y asi quedaste, que pena por ti. Siempre dicen, el peor enemigo de un peruano es otro peruano. Ya ganaste tu cuarto de hora, tus libros me parecen una $%@#$ y tu programete que tenias creo que en el canal del estado no lo veia ni tu mama puajjjjj seguro estaba tratando de aprender a cocinar junto con tu abuela jajajajajaja

Creo que no será la última vez que alguien se desahogue en un comentario parecido, es lo natural cuando un producto pasa de ser conocido a consolidarse en el mundo, lo importante es la tendencia positiva y la aprobación generalizada de nuestra comida por la critica especializada. Creo que hay que tomarlo como de quien viene, no creo que algún Novel en literatura se tome la molestia de sentirse angustiado por la critica de un lector ocasional y confeso ignorante en literatura.

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Vano oficio

Sobre el blog

Este blog se plantea hacer comentarios de actualidad sobre libros, autores y lecturas en menos de 1.000 palabras. Se trata de un blog personal, obsesivamente literario, enfermo de literatosis, como diría JC Onetti, según la regla que la literatura es un vano oficio, pero jamás un oficio en vano.

Sobre el autor

Ivan Thays

Ivan Thays. (Lima, 1968) Autor del libro de cuentos Las fotografías de Frances Farmer y las novelas Escena de caza, El viaje interior, La disciplina de la vanidad, Un lugar llamado Oreja de Perro, Un sueño fugaz y El orden de las cosas. Ganó en el 2001 el Premio Principe Claus. Fue finalista del premio Herralde 2008. Fue considerado dentro del grupo Bogotá39 por el Hay Festival. Sus novelas han sido traducidas al francés, italiano y portugués. Dirigió durante siete años el programa televisivo Vano Oficio. Actualmente administra el comentado blog Moleskine Literario.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal