Con la tinta aún húmeda

Por: | 01 de febrero de 2012

541782239_e09f7ab7c8

Foto: LRde Chile

Cocinero en su tinta es la cuarta novela del escritor peruano Gustavo Rodríguez (nacido en 1968). La editorial Planeta anuncia que su protagonista de nombre estrafalario, Rembrandt Bedoya, es un chef peruano que debe preparar un plato digno del boom gastronómico que vive el Perú en el evento Madrid Fusión. Dice que la novela ha sido escrita, además, siguiendo los "consejos culinarios" del chef Pedro Miguel Schiaffino y aparecen mencionados otros chefs auténticos, como el español Ferrán Adriá o el peruano Gastón Acurio. El blurb del libro cita con orgullo: "Se trata de la primera novela sobre la gastronomía peruana".

Keith Gessen, editor de la revista literaria N+1, declaró que harían falta 50 años, por lo menos, para que apareciese la primera gran novela sobre el 11S. Claro está, eso no ha detenido a los escritores norteamericanos, que se han volcado a escribir sobre el tema golosamente. Pero no solo el 11S sino que también la crisis financiera internacional ha empezado a asomar en las contratapas de las nuevas novelas norteamericanas. ¿Quién puede resistirse al momento?

Uno de los primeros libros que se escribió sobre el 11S -ocurrido en el 2001- no salió de manos de un norteamericano sino de un francés. Se trata del sensiblero Window of The World de Fréderic Beigbeder, publicada en el 2003. No debe ser casual que Beigbeder llegase a la literatura desde la publicidad, al igual que Gustavo Rodríguez, uno de los mejores y más reconocidos publicistas del país. Es cuestión de olfato o, mejor aún, de timing. Como aquel chiste del alcalde analfabeto obligado a ser jurado de un concurso de matemáticas en un colegio de su región. Ante la pregunta: "¿Cuánto es 100 + 300?" un niño levanta rápido la mano y grita "600". El alcalde lo felicita y le da la medalla. Tras él, un segundo niño corrige: "Pero si suma 400". El alcalde, incapaz de aceptar el ridículo, anuncia: "En este pueblo gana el primero que habla".

En literatura, desde luego, no es el primero que habla el que gana (si acaso hay algo que ganar) aunque los editores -y algunos autores- se precien de ser los primeros que escribieron sobre la fontanería en las zonas urbano marginales o que introdujeron la técnica del monólogo interior en segunda persona. Lo cierto es que logros tan paupérrimos como esos han solventado carreras literarias bastantes largas en el Perú y en América Latina. No he leído aun la novela de Gustavo Rodríguez, que acaba de aparecer, pero sin duda, de dejar una huella en la literatura peruana, no será por ser la primera en hablar del "boom" gastronómico peruano sino por méritos que, espero, puedan sostener una trama tan coyuntural e incluso frívola.

Hablando de coyunturas, confieso que el motivo de este post, más que literario, es una pataleta, porque soy de esos pocos peruanos que detestan la burbuja de aire que llaman el boom de la gastronomía peruana y que no consideran que nuestra comida es la mejor de Latinoamérica y quizá -para no caer en falsas modestias- del Mundo. Soy un pésimo anfitrión: no conozco restaurantes, huariques ni chiringuitos donde preparan el mejor cebiche o el ají de gallina con la receta de la abuela (mi abuela, por cierto, no cocinaba). No pretendo obligar a ningún turista a beber Inka Kola ("la bebida del sabor nacional" en un país donde el concepto "nación" es una incógnita), ni a deglutir los dulces más empalagosos que he comido jamás (bajo nombres estrafalarios como Supiro Limeño), y menos aún hago proselitismo a favor del pisco peruano en contra del pisco chileno. Mis restaurantes favoritos son de los de pasta y creo, honestamente, que la comida peruana es indigesta y poco saludable. Casi sin excepción se trata de un petardo de carbohidratos al cubo, una mezcla inexplicable de ingredientes (muchos de ellos deliciosos en sí mismos, hay que decirlo, pues los insumos son de primera calidad) que cualquier nutricionista calificado debería prohibir. Cada vez que alguien habla de la fama de la comida peruana en el mundo, pienso en las carencias de un país necesitado del reconocimiento extranjero para sentir respeto por sí mismo. Me imagino que el día en que en una película de Woody Allen, en vez de pedir comida china pidan comida peruana de un delivery de Manhattan, por fin podremos sentirnos parte de un país con marca registrada.

Pero volviendo a lo literario, queda claro que tenemos temas para tratar más allá de la agenda de PromPerú (en cuyos comerciales nunca aparece, ni por asomo, algún integrante de la cultura peruana que no sea un cocinero o un cantante popular). La literatura de la violencia política peruana, por ejemplo, aunque podría decirse -como lo muestran diversas antologías sobre el tema- que empezó casi al mismo tiempo que las primeras bombas, no fue sino hasta muchos años después, en la primera década del 2,000, en que dio frutos interesantes. Una vez que se logró superar la apología ideológica o el retrato costumbrista y se volvió vehículo de conocimiento, de memoria y reconciliación, se originaron libros fundamentales como La hora azul de Alonso Cueto o Retablo de Julián Pérez. Y probablemente sea solo el inicio de una literatura que profundizará sobre un hecho tan trascendente como son los años del terrorismo peruano.

No sé nada de cocina, así que ignoro en qué condición debe prepararse un calamar para que sea considerado "en su tinta". Pero sin duda, para que una obra sea un logro artístico y humano la tinta tiene que estar bien seca.

Hay 1196 Comentarios

Alguna vez te han dicho que escribes como un Vargas Llosa en drogas?

He aqui pues mi vasallo: Ivan Thays. Desde que te conoci, tuve la certeza de que serias un gran escritor. lei todos tus libros y pienso que lo lograste. Tu prosa me agrada y como finalista en el premio herralde quedaste como deberias haber quedado. eres mi vasallo y lo seguiras siendo por el resto de tu vida. Saludos

Premio nobel de literatura, MVLL

no creo que nadie quiera llegar a tu nivel..por que eso si indigesta, y por tu pobreza intelectual que hace que seas un pobre desconocidos que para alguien lo conozca tiene que tirar piedras a su casa ...mejor es quedarse como ignorantes

no creo que nadie quiera llegar a tu nivel..por que eso si indigesta, y por tu pobreza intelectual que hace que seas un pobre desconocidos que para alguien lo conozca tiene que tirar piedras a su casa ...mejor es quedarse como ignorantes

Ivan, dime que de bueno tiene la litratura? todos los escritore que conozco son personas arrogantes, que simplemente escriben. No estoy siendo sarcastico, solo quisiera saber la utilidad de la literatura en la vida. espero tu respuesta

Soy peor que la roba pulmón SUSAN HOEFKEN.. con tal de ganar fama y dinero soy capaz de vender a mi madre,hijas ,mujer...no tengo ,,no tengo bandera.. solo puedo decir que mi escarapela está con hemo....hemorroides, que hago? AYUDA

este es otro igual a la roba pulmón SUSAN HOEFKEN.. con tal de ganar fama y dinero son capaces de vender asu madre,hijas ,mujer...no tiene ,,no tiene bandera.. simplemente hay que ignorarlo.....

Causan verguenza los insultos que recibe Ivan Thays,lamentablemente la mayoria de peruanos somos intolerantes,chauvinistas,acomplejados,ignorantes la gran mayoria.Que podemos esperar de un pais donde impera la tecnocumbia,el reggaeton,donde nuestros niños no leen y los poquisimos que lo hacen no entienden lo que leen,y de los adultos.... ni que decir de los adultos.Seamos tolerantes,la verdad es que dan ganas de contestar a esos intolerantes que lo insultan,se creen muy patriotas,o patrioteros. Lean mas,hagan que la lectura sea un placer y no una obligacion. Ya parecen la santa inquisicion.

Claro que soy un escritor, el mejor. Estos tristes peruanos jamás llegarán a mi nivel. No sólo su comida indigesta, sino su pobreza intelectual.

Ivan Thays si es un escritor.

Que graciosa Adriana con tu comentario escribiendo sobre una crítica de Beto Ortiz??????? parece que defiendes a un pedófilo de última, un pobre infeliz lleno de odio. Un fracasado que no lo conoce nadie fuera de la farandula limeña, un gordito rimbombante que se habló de el más cuando quiso aprovecharse de jóvenes indefensos dandoles plata para satisfacer sus deseos más bajos . Eso es lo que nadie debería olvidarse, eso es un crimen que debería ser pagado con la carcel. A diferencia de mi amorcito Ivan Thays que es ampliamente conocido en todos los paises, en España es considerado el mejor escritor de habla hispana.

Que graciosa Adriana con tu comentario escribiendo sobre una crítica de Beto Ortiz??????? parece que defiendes a un pedófilo de última, un pobre infeliz lleno de odio. Un fracasado que no lo conoce nadie fuera de la farandula limeña, un gordito rimbombante que se habló de el más cuando quiso aprovecharse de jóvenes indefensos dandoles plata para satisfacer sus deseos más bajos . Eso es lo que nadie debería olvidarse, eso es un crimen que debería ser pagado con la carcel.

Desde luego tu artículo abrió la caja de los truenos, y nos desnudo por completo para sacar al fresco la intolerancia y chauvinismo de nuestra sociedad, y sobretodo el bajo nivel cultural en que estamos. Esto no es nada tan cierto como nuestra historia reciente que con el fujimorismo no hizo retroceder tremendamente en lo que a educación y cultura se refiere y nos dejo una sociedad marcada por tendencias fascistoides. Desgraciadamente es así, y los peruanos no queremos aceptar nuestras realidades, preferimos la tele basura, vivir del chisme y la prensa chicha, y que nos inflen el pecho con nuestro boom gastronómico, ya que estamos faltos de triunfos desde que perdimos el buen futbol que teníamos en los setentas – claro que eso tu no lo viviste, ni tampoco las nuevas generaciones-, aunque para ser sinceros esto del orgullo nacional por nuestra comida ya esta acá antes de que Gastón Acurio estuviera en escenario, eso es parte de nuestra identidad desde siempre, desde que Rosita Ríos era Rosita Ríos, y Teresa Izquierdo no asomaba todavía, tal vez las nuevas generaciones recién lo aprenden, pero de mala manera, y eso a mi parecer personal por el fujimorato que nos dejo bien marcados. Lo que nos ase falta acá es diversificar, ser mas originales, y no copiar los éxitos de otros (yo no se a donde irán a parar tantos cocineros con las tantas escuelas culinarias que han proliferado como hongos), creer en nosotros y no apoyarnos en el bastón de la religión, y esperar que dios se ponga la camiseta de la selección cuando se sale a la cancha. Créeme Iván que si tu blog no hubiera sido noticia en el Perú, nadie se hubiera enterado de que existe El País, ni te hubieran apanado de tal manera, y para retocar esto nuestra comida si que es muy buena y no necesitamos reconocimiento mundial para eso, además todo lo rico o en exceso trae sus consecuencias, si no vuélvete vegetariano porque amor sin dolor no es amor, te lo digo yo que soy profesional de administración hospitalaria, vivo en el extranjero la mayor parte de mi vida, y me da pena la reacción tan intolerante que causo tu articulo, que no era dirigido principalmente contra la comida peruana, si no contra el oportunismo editorialista al que te referías, en definidas cuentas la mayoría no lo entendió, porque no saben leer o no les ensenaron a pensar independientemente, si no aceptar el mundo tal como se lo presentaron.

Ivancito, disculpa por mi comentario, lo que pasa es que a mi me han violado 5 zambos y cuando escucho que alguien dice: Misterio, te provoca un arroz zambito? me pongo a llorar, o cuando alguien me ofrece unos anticuchos, me acuerdo que asi me dejaron a mi.

Al parecer te fastidió el "oportunismo" en el tema elegido por Gustavo Rodriguez. Y esto lo articulaste con el fastidio mayor que te produce lo "artificioso" del marketing hecho a la gastronomía peruana. Tus cuestionamientos son válidos, no te hacen dueño de la verdad pero son aportes para una lectura objetiva de la realidad. Pero tus alusiones a la comida peruana son en extremo subjetivas y generalizantes. Eso no justifica que te linchen, pero si te hace ver poco inteligente.

Vamus genti. Alisten trinches y verduguillus. Ese Ivan Thays nus las va a pagarsh. Ti vamus a empalarsh extranjero de mierda. Cholo Power caraju!

Ivan Thays, si te atreves a pisar territorio peruano serás brutalmente violado y asesinado. Estás advertido hijo de mil puta.

No vengo a insultar ni mucho menos a criticar lo que escribiste sobre la comida peruana, creo que todos tienen una opinión o visión diferente y debe ser respetada. Pero creo que como escritor debes saber que hay una diferencia entre una critica y opinión (creo que los blog sirven para dar a conocer opiniones, no criticas). Y "supongamos" que solo quisiste dar a conocer tu opinión, ¿no crees que debes informarte y saber de lo que vas a hablar o escribir?. Pero si lo hiciste por criticar, entonces creo que tu ego y arrogancia están invadiendo tu mente.

Creo que este comentario sera uno más de los miles que te han dejado, pero no podía quedarme con la rabia de ver como un peruano en ves de agradecer o ensalzar a su país, lo denigra.


Iván Thays, eres un pobre diablo, alienado sin personalidad que nadie en el Perú conoce, solo tu mamá y otros que se cuentan con los dedos de una mano.
Utilizas y apelas a lo nuestro, a lo peruano, para obtener tribuna y prensa, porque estás hambriento de notoriedad y esperas que en el PERÚ algún día se te reconozca. Espera sentado.
Iván, jamás serás querido por nadie. Jámas serás un eximio escritor. Con esto, se alejan aun más tus pretensiones.
Jamás se te ocurra comer la comida indigesta, como te refieres a la comida peruana y que publicas con tanto placer en ese blog tan mal diseñado que administras.
Revisa hoy RPP, hay un titular que dice: "Chile: Peruanos declaran guerra a escritor que criticó comida del país" tal vez allá, en el sur te acojan con los brazos abiertos y te animes a cambiarte de nacionalidad porque después de tus exabruptos, pueda ser que en Perú te la quieran quitar. Todos apoyaríamos esa decisión si llegara a ocurrir.
Si deseas opinar otra vez sobre la gastronomía peruana, infórmate primero porque pecas de ignorante. Y en verdad lo eres.
Otro consejo para ti, en tu blog manifiestas:
Comparas al Perú con Inglaterra y a nuestra gastronomía con Dickens... pues a ti ya te estan lapidando y no necesitas ser francés.
¿Tú te crees un Julian Barnes?, jajaja.

Primero que todo, los peruanos tenemos una identidad propia, una idiosincrasia, una cultura de la cual muchos estamos orgullosos, que para ti como eres un acomplejado, es mala.
Segundo, para darle valor a la comida peruana no es necesario que Woody Allen pida un delivery en una película, tal vez , dirigida por él. De por sí la comida peruana, por muchas de sus características y sabores, cocciones es aceptada en el mundo, o acaso no sabes que Robert de Niro es socio de una cadena de restaurantes donde se vende comida peruana.
En esta nota que haces para El País escribes dos mil así 2, 000 para alguien que dice ser escritor, debería tener bien clara estas reglas es 2000
Por último, si tanto te preocupa el chauvinismo de los peruanos y crees que el anticucho es nuestra esvástica, porque no haces algo por el país, como bien dices no hay bibliotecas, librerias, no se lee, etc., deberías crucificarte frente al Palacio de Gobierno y exigir todo lo que quieres en vez de estar despotricando y mellando la imagen de mi querido PERÚ.
Soy peruana y espero no verte por Bogotá ciudad en la que vivo añorando cada día probar un ceviche, un ají de gallina y una (como tú lo dices) indigesta papita a la huancaína.

PD: Aprende a reconocerte y a saber quien eres.

Ivan Thays es un grande en la literatura universal. ¿Qué acaso no han leído el comentario que Vargas Llosa hizo de él?: "Ivan Thays es uno de los más interesantes escritores que ha aparecido en América latina en años recientes...". Por favor, más respeto a Thays, sus libros son de ensueño; los leo y me duermo.

Los peruanos podemos ser incultos, mal hablados y comer para morir de un infarto o un derrame cerebral, sin embargo, es bueno escribir sobre lo que uno conoce para que el comentario salga del conocimiento real de las cosas. Una profesora siempre me decia que se puede llegar a pensar o "razonar" con diferentes partes del cuerpo y que no era bueno pensar con el higado o los pies porque al hacerlo no usabamos la parte indicada. Todavía estoy tratando de averiguar con que parte de su cuerpo razono usted su articulo.

pobre imbecil

Osea, Ivan Thays ¿todo esto era para que leamos sus escritos?. Le recomiendo que lea, piense y aprenda de todo lo que diferentes personas, de diferentes partes del mundo han escrito.

Deje de ser tan MEZQUINO y tan ARROGANTE. Y devolviendole el consejo, le dire que sus libros INDIGESTAN, SON DEMASIADOS GRASOSOS y tienen muy poco ingenio. Son tan EMPALAGOSOS que ni con 20 litros de INCA-KOLA pueden ser digeridos. Feliz Dia del Pisco Peruano y a disfrutad de la comida que el maravilloso PERU nos ha regalado!

Pobre Thays! Pides tolerancia y luego nos insultas llamandonos "Peruanos incultos... Cuando aprendan a leer y escribir, podrán criticarme" . Ni siquiera eres consecuente con lo que pregonas. Sin duda necesitas un psiquiatra... Ojalá hoy puedas dormir.

El periodista peruano Beto Ortiz hizo una crítica del primer libro de Thays que lo llevo a parar a una clinica despues de darle un ataque. Ivan lo negó, pero el hecho fue difundido por los medios. Lean la historia, la recorde porque estuvo buena la entrevista.

Hace años lei una entrevista en Somos a Beto Ortiz y hablo sobre el escritor frustado de Ivan Thays.
Justo hablo sobre literatura y dijo que el mundo literario de Lima le tenia mucha bronca y andaban liderados por Ivan Thays.Ivan Thays sentia como una ofensa que el siendo una gran promesa de la literatura nadie lo conozca(hasta ahora) en cambio a Beto Ortiz sin ser escritor de su circulo literario sea conocido en todo el Peru.

Sobre Ivan Thays Beto Ortiz dijo :Thays es una especie de waripolera, un “Pecoso” Ramírez de esa mancha(literatos que lo odian).A Iván lo conozco hace bastante tiempo. El iba de ZAMPON al taller de poesía de nuestro amigo Carlos López Degregori en la U. De Lima, adonde también asistía Rocío Silva Santisteban, Mario Bellatin, entre otras luminarias.

Cuando publicó su primer libro, Las fotografías de Frances Farmer, yo lo compré con mucha ilusión, lo leí pero me decepcionó. Y como en esa época trabajaba en Caretas saqué un comentario donde dije que Thays más que promesa era deuda. Me contaron sus amigos que allí le dio un ataque de asma emotivo y se fue a la clínica como consecuencia de ese comentario. Y que a partir de allí, me odia.

Asi que ya saben,el señorito europeo que solo come en restaurantes finisimos con chefs egresados de Le Cordon Bleu desprecia al Peru porque mientras el se cree el proximo premio nobel de literatura nadie le daba bola a sus obras,en cambio a Beto Ortiz publicando pseudo libros siempre recibia toda la atencion de la prensa y la gente.

El señorito le agarro bronca al Peru porque siente que su talento no es apreciado por estos peruanos.

Anduve buscando un poco los logros de este escritorcillo y descubri lo siguiente:

Ivan Thays. (Lima, 1968) Autor del libro de cuentos Las fotografías de Frances Farmer y las novelas Escena de caza, El viaje interior, La disciplina de la vanidad, Un lugar llamado Oreja de Perro, Un sueño fugaz y El orden de las cosas. Ganó en el 2001 el Premio Principe Claus. Fue finalista del premio Herralde 2008. Fue considerado dentro del grupo Bogotá39 por el Hay Festival. Sus novelas han sido traducidas al francés, italiano y portugués. Dirigió durante siete años el programa televisivo Vano Oficio. Actualmente administra el comentado blog Moleskine Literario

El premio principe Claus lo gano "por el apoyo a la difusion cultural" que hacia en el programa Vano oficio y no fue precisamiente por sus logros literarios (por los cuales no ha ganado mayor reconocimiento)

siguiendo con su curriculum su logro actual es administrar un blog concurrido (tarea para la cual no se necesita mas aptitudes que el criterio y manejarse con la administracion del blog es decir que cualquier chibolo de cabina de internet con algo de criterio lo podria hacer)

por otro lado tambien encontre esto

http://utero.pe/2006/11/24/vano-ofic...iscusion/utero

En donde entre otras cosas el poeta Jeronimo Pimentel escribe

"Thays posee una personalidad caprichosa harto reflejada en su visión literaria sectaria y sesgada, personalidad que por lo general traiciona toda objetividad en aras de saciar, en un penoso laisser-faire permitido por RTP, su agenda personal. Esas son las contradicciones de un personaje tan contradictorio que desde la blogósfera reclama hipócritamente altura y nivel en el debate intelectual, pero que no ha tenido problemas para resolver sus duelos privados insultando públicamente, como aquella vez que denigró desde estas mismas páginas (CARETAS 1877) a un respetable catedrático de la misma universidad que auspicia su programa, la PUCP."

Asi pues esta no seria su primer rebuzno literario en un medio de prensa, pero claramente sera el rebuzno mas leido aunque sea solo para lincharlo digitalmente

Este es nuestro conspicuio y docto Ivan Thays ......... saquen sus propias conclusiones

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Vano oficio

Sobre el blog

Este blog se plantea hacer comentarios de actualidad sobre libros, autores y lecturas en menos de 1.000 palabras. Se trata de un blog personal, obsesivamente literario, enfermo de literatosis, como diría JC Onetti, según la regla que la literatura es un vano oficio, pero jamás un oficio en vano.

Sobre el autor

Ivan Thays

Ivan Thays. (Lima, 1968) Autor del libro de cuentos Las fotografías de Frances Farmer y las novelas Escena de caza, El viaje interior, La disciplina de la vanidad, Un lugar llamado Oreja de Perro, Un sueño fugaz y El orden de las cosas. Ganó en el 2001 el Premio Principe Claus. Fue finalista del premio Herralde 2008. Fue considerado dentro del grupo Bogotá39 por el Hay Festival. Sus novelas han sido traducidas al francés, italiano y portugués. Dirigió durante siete años el programa televisivo Vano Oficio. Actualmente administra el comentado blog Moleskine Literario.

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal