Verne

Por: | 04 de noviembre de 2014

Podemos, el cisne negro de la política

SwanParecidos razonables (Getty Images).

Podemos es el único partido aparte del PP y del PSOE que ha liderado una encuesta sobre expectativa de voto en unas elecciones generales desde 1981. Como nos explica el analista de TNS Víctor Sobrino, a partir de finales de ese año, los sondeos "dejaron de presentar a la UCD como la fuerza política más apoyada por el conjunto de la población”, para dar como posible ganador al PSOE.

Desde entonces sólo el PSOE (hasta 1993) y el PP (ya en los 90) han ido liderando "siempre en primera o segunda posición" las encuestas de intención de voto a nivel nacional. Eso cambió el pasado domingo, cuando se publicó la encuesta de Metroscopia elaborada para EL PAÍS

Podemos se ha convertido así en lo que Nassim Nicholas Taleb bautizó como “cisne negro”. Es decir, un evento tan inesperado como los cisnes negros que los europeos vieron por primera vez en 1697 en Australia. ¿No eran todos blancos?

Estos acontecimientos reúnen las siguientes características, según explica Taleb en El cisne negro: el impacto de lo altamente improbable:

1. No nos los esperamos, ya que “nada en el pasado apunta convicentemente a su posibilidad”. Después de 33 años en los que el PSOE y el PP se han turnado tanto en las encuestas como en el gobierno, nadie (o casi nadie) preveía que fuera posible un cambio tan drástico, y menos liderado por Podemos, que sólo tiene ocho meses de historia.

Sobrevaloramos la información con la que contamos y catalogamos los datos nuevos en categorías ya conocidas. Por eso, Podemos parecía un partido de reciente creación como tantos otros, lo que nos llevaba a pensar que no tendría incidencia real en el panorama político (como Vox), que acabaría siendo absorbido por otro partido más grande (¿alguien se acuerda de Nueva Izquierda?), o que quedaría estabilizado, en el mejor de los casos, como un grupo pequeño con aspiraciones a partido bisagra (como UPyD).

2. Los cisnes negros traen consigo un impacto extremo. Aún no sabemos si Podemos traducirá todo ese potencial de las encuestas en escaños, pero aun así, esta formación ya está distorsionando el panorama político y se ha convertido en una opción real para millones de votantes. De momento y como mínimo, se trataría de un "cisne gris", término también de Taleb.

Hay que recordar que, en general y como explica este autor, los cisnes negros positivos “tardan más tiempo en mostrar sus efectos, mientras que los negativos ocurren muy deprisa: es mucho más fácil y rápido destruir que construir”. De hecho, Podemos está literalmente en construcción: hasta hace unos días ni siquiera había decidido su modelo organizativo.

3. La naturaleza humana nos hace elaborar explicaciones para el acontecimiento después de los hechos, haciéndonos creer que eran predecibles. Ahora podemos leer muchos artículos analizando el ascenso de Podemos e intentando explicar sus causas: la corrupción, la crisis económica, el hartazgo hacia unos políticos que parecen todos iguales… Pero lo cierto es que la mayoría ignoramos en su momento a este partido y no consideramos que pudiera ser algo más que un tema de conversación pasajero. Reconstruimos los hechos en un relato coherente, ignorando que en su momento eran más confusos y azarosos.

Es más, los partidos políticos aún parecen confiar en que la burbuja de Podemos se desinfle. Por ejemplo, la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, ha anunciado que no habrá cambios significativos tras los recientes casos de corrupción, como si no existiera la encuesta de Metroscopia (ni los rumores de una encuesta similar del CIS).

Sin embargo y si nos fijamos en los datos de Metroscopia, queda claro que las expectativas de Podemos no sólo no frenan, sino que se están acelerando: en mayo, el porcentaje de voto estimado era del 10,7%; en octubre, del 13,7%, y en noviembre se doblaba hasta el 27,7%. 

Puede que las meras expectativas sirvan de estímulo para que los votantes de los (todavía) dos grandes partidos lleguen “a replantearse su actual inclinación electoral", como explica Sobrino, de Demoscopia. Pero para eso “sería también necesario, lógicamente, que la oferta y los mensajes políticos de PP y PSOE fueran lo suficientemente atractivos e ilusionantes como para acabar de promover estos cambios de comportamiento”.

184254870

(Getty Images).

Por otro lado, también hay que tener en cuenta otra perspectiva que aporta Taleb: la de los agoreros. Cuando un posible cisne negro no recibe ninguna atención, infravaloramos las posibilidades de que ocurra, como ha pasado hasta ahora con Podemos. Pero cuando estos incipientes cisnes negros aparecen en los medios, sobreestimamos la posibilidad de que tengan lugar. De hecho y según un estudio de Kahneman y Tversky citado por Taleb, reaccionamos en exceso a sucesos poco probables, como un accidente de avión, sólo por el hecho de hablar de ellos.

A modo de precaución, Taleb recomienda que no escuchemos a quienes hacen predicciones políticas o económicas en un sentido o en otro. No podemos vaticinar acontecimientos individuales: el futuro no depende exclusivamente de lo que ha ocurrido hasta ahora.

Sí podemos asumir que vivimos en un entorno en gran medida impredecible y abierto: no sabemos a ciencia cierta qué pasará con Podemos, pero no es razonable dar por supuesto que el bipartidismo PSOE - PP será eterno. Es decir, hay que ir adaptándose a los diferentes escenarios que planteen los posibles cisnes negros. 

De todas formas, seguiremos escuchando y leyendo predicciones y análisis que plantean lo que está ocurriendo como algo que era previsible, al tratarse del efecto de unas causas muy concretas. Pero no olvidemos que hace apenas medio año, la mayoría de nosotros no teníamos ni idea de lo que estaba ocurriendo ni, por supuesto, de lo que iba a ocurrir.


Sigue leyendo:
- El impresionante ascenso de Podemos en 14 datos
- Test: ¿Qué Pablo Iglesias dijo estas frases?
Lo que opina Podemos de los memes de Podemos  

 SÍGUENOS EN FACEBOOK | SÍGUENOS EN TWITTER

Hay 12 Comentarios

En este momento opino que democracia no es votar a un partido de delicuéntes, sino que es ayudar a que se siga con la corrupción y eso es atentar contra las familias española.

Pablo | 04/11/2014 18:08:2

Lo tuyo tiene nombre: xenofobia. Pero no te preocupes, eso se cura viajando.

Suerte!

El tema de la predictibilidad es apasionante. Mi trabajo, en parte, consiste en predecir el comportamiento humano. Cada vez estoy más convencido de que es impredecible, pero que nos montamos la ficción después de ocurrido encadenando la causalidad hacia atrás. Me explico: Ahora que Podemos va primero en las encuestas iremos yendo hacia atrás encadenando causas (proceso insconciente) hasta convencernos que era inevitable que ocurriera. Parece ser que es una característica muy humana, que nuestro cerebro produce este tipo de encadenamientos porque los necesitamos para entender el mundo. "Ya lo sabía yo" dirán los que siempre lo saben todo a toro pasado. Yo les propongo un experimento: escriban en un papel quien va a ganar las eleciones de 2015 (supongamos que a día de hoy tenga cada uno de los 3 partidos un 33% de probabilidades de ganar). Pídanles a 9 amigos que hagan lo mismo. Metan los papeles en un sobre y lo cierran. Miren los papeles cerrados el día siguiente a las elecciones. Saludos.

Como dice el artículo PODEMOS está en formación. Por lo que es todavía una incognita. La pereza mental hace que muchos "intelectuales" afronten Podemos confrontándolo con lo ya conocido: según los demonios particulares de cada uno comunistas, troskistas, demagogos, Venezuela, Irán... Y desde ahí cada cual pontifica según le place. Por eso a mí me alegra leer artículos como éste, como el de Gutiérres Rubí el domingo en el País (blog de micropolítica) o como el de López-Medel en el Diario.es. Son artículos escritos por gente que sabe lo que dice y, sobre todo, que observa el fenómeno intentando quitarse las anteojeras. . Gracias.

Me encanta el programa de Podemos, pero estoy en desacuerdo con lo de inmigración libre, me parece una locura, ya me veía saliendo del país, pero como tiren abajo las vallas... me queda realmente poco para irme.
Espero que Podemos salga elegido pero no toquen nada de inmigración.

Creo que este "Cisne Negro" que es PODEMOS se alzará con un auge extraordinario y tendremos al fin varios aspectos muy positivos: dinamitar ese bipartidismo que no nos ha traído nada positivo (opacidad, corrupción, aforamientos mil) y la prepotencia de saber que, lo hicieran bien o mal, siempre estarían en una posición de poder los dos partidos mayoritarios, bien en el gobierno, o bien en la oposición. Ahora tienen enfrente a un "enemigo" a temer: bien preparados en Políticas, y con un CV impresionante. Mi voto de confianza lo tienen, se lo daré en las urnas. Creo que son el revulsivo que necesitaba España para salir de esa apatía de aceptar como inevitable lo evitable.

Yo no entiendo la sorpresa, bueno sí la entiendo dentro del contexto de sistema mafioso en el que vivimos en el que los dos partidos se creían dueños y señores, pero por lo demás es algo muy natural. ¿Qué esperaban Rajoy y Sánchez desde sus partidos verticales? ¿Que cuando la gente se cansara de Rajoy volvieran a los brazos del PSOE como desde los años 90?? ¡JÁ! Si al menos ofrecieran una alternativa como la ofrecían antes quizá... Pero como decía Miguel Bosé ayer, "si hay gangrena hay que amputar".

a. La relación entre P y la teoría del cisne negro me encanta.
b. La eventualidad de ese cisne negro me hubiera inquietado hace unos meses. Como firmé mi divorcio de la realidad política de forma irrevocable, ahora contemplo el terrario de los desvaríos desde una perspectiva disociada, como un thriller de clase b.
P es como meter el palito en el avispero. Está por ver si podremos manejar la ira de las avispas.

c. Quizá detrás de P- haya fuerzas mucho más potentes, y este individuo sea un mero durmiente. Le vi en Salvados. Oh. Señor. Memecracia on steroids.
d. Cualquier cambio, por virulento e inesperado que sea es mejor que esta merienda de negros . Incluso si es mucho peor, al menos, será distinto. El cerébro entérico me dice que tal vez sea mucho, mucho peor.
e. Está totalmente en contra de la alternancia. Es demagógico. Ya me conozco ese cuento. Leí The Perestroika Deception y New Lies for Old. He visto a Argentina desangrada por demagogos en décadas de peronismo. Nada de esto me toma por sorpresa, pero creo que va a ser entretenido ver la cara de pasmo de los demás cuando se despierten a una catástrofe de promesas trotskistas rotas. Este guión está plagado de McGuffins
f. Lo único que sabemos hasta ahora es que a esta democracia entre todas la mataron y ella solita se murió.
g.
El don de este replicante es que sabe manejar las redes sociales y usar los memes. Los demás no se han puesto al día y están como pollos decapitados intentando salvar el papelón de sus muchos chanchullos, cosa que a estas alturas del sainete es imposible.
h. ¿Y si al final Podemos es otro más de los mismos, disfrazado de anti-los mismos? Al final, todo queda en quién maneja el parné y qué trola le contamos al respetable para que vaya y meta su opinión por la ranura.

i. Me inquietan más otras cosas. Las mil cortinas de humo que advierten de una presencia inadvertida en la danza. El make believe. La aparición tan oportuna de pequeños Nicolases, el engendro del referéndum, el sacar el viejo cromo de la tonadillera al trullo, la cara de muerto en vida que tiene Obama y que cazas bombarderos rusos sean interceptados en el espacio aéreo de Portugal.

j. Venga lo que venga, no será aburrido.

k. Practiquemos el viejo truco del zen y el espera y verás.

l. Porque veremos. Todo rueda. Una cosa lleva a la otra. Por cada acción, una reacción igual u opuesta.

Y el País es un diario- eme, al servicio de los intereses de los fondos buitre

Ecuador, Correa, Podemos. desmontando un Mito. http://ernestoarv1.blogspot.com/2014/10/desmontando-un-mito.html

No es baladí la cuestión que propone Jesús. Soy licenciado en economía, y siempre me mosqueó que el primer tema de casi todas las asignaturas, era el mismo: La contabilidad como ciencia, La econometría como ciencia, La matemática actuarial como ciencia... visto lo visto supongo que tanto afán en "cientificar" una materia es precisamente porque de ciencia no tiene nada.

Las afirmaciones de este artículo y el libro de Taleb chocan frontalmente con ciencias que pretenden predecir el resultado de la actividad humana, como la economía. Visto esto no está de más preguntarse ¿Es la economía una ciencia? Algunas de sus hipótesis fundacionales son falacias


http://laproadelargo.blogspot.com.es/2014/10/es-la-economia-una-ciencia-el.html

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre nosotros

En otras épocas, exploradores, aventureros y escritores recorrían el mundo buscando lo asombroso. Hoy internet nos expone a miles de maravillas por minuto. En Verne están las que nos fascinan.

Síguenos en Twitter y Facebook

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal