20 may 2015

Tres lugares que ver antes de hacerte viejo

Por: Isidoro Merino

Santones en Benarés Isidoro Merino
“Deja tu casa. Ve solo. Viaja ligero. Lleva un mapa. Ve por tierra. Cruza a pie la frontera. Escribe un diario. Lee una novela sin relación con el lugar en el que estés. Evita usar el móvil. Haz algún amigo". Paul Theroux


Huaoranies en el río Cononaco Ecuador Isidoro Merino
En las selvas de El Dorado

En 1542, Francisco de Orellana emprendió un viaje desde la cabecera del río Napo, en Ecuador y afluente del Amazonas, en busca de El Dorado. No encontró la fabulosa ciudad de calles pavimentadas con lingotes de oro, pero en cambio descubrió un río inmenso que navegaría hasta su desembocadura en el Atlántico, y una selva sofocante habitada por mujeres guerreras: las amazonas. En el lugar donde embarcaron Orellana y sus compañeros se halla hoy la población ecuatoriana de Coca, puerto fluvial desde el que se organizan salidas de varios días por el Napo y sus afluentes: el Cononaco, el Shiripuno y el Tigüino. Las rutas se adentran por una de las zonas más salvajes de la cuenca superior del Amazonas, y casi siempre requieren vivaquear en las márgenes de la selva, lo que garantiza una estrecha relación con la fauna local y la posibilidad de contactar con alguna de las comunidades de indios huaoranis.


Dunas de Erg Chebbi Marruecos Isidoro Merino
Bautismo de soledad

"Aquí, en este paisaje completamente mineral, iluminado tanto por las estrellas como por las hogueras, incluso la memoria desaparece; no quedan nada más que la respiración y los latidos del corazón (...). Nadie, después de algún tiempo en el Sáhara, es el mismo". La sensación que produce el encuentro con el vacío y el silencio del desierto africano que describe Paul Bowles en su cuento Bautismo de soledad se extiende casi ininterrumpidamente desde las dunas de Erg Chebbi, una ola de arena de 15 kilómetros de largo por 150 metros de altura cerca de Merzouga, al sur de Marruecos, hasta las montañas del Sinaí, en Egipto.


Benarés Isidoro Merino
Un río entre dos mundos

Mark Twain escribió que Benarés era "más antigua que la historia, más antigua que la tradición, más antigua aún que la leyenda, y parece el doble de antigua que todas ellas juntas". Kashi, su nombre clásico (también se la conoce como Varanasi y como Anandvana, el bosque de la alegría) significa ciudad de la luz, una luz mágica en las mañanas del Ganges, alegre en sus crepúsculos poblados de cometas, misteriosa en el resplandor de las piras nocturnas. La luz que Jean Renoir supo captar como metáfora de la vida en la maravillosa película El río. La naturaleza y los ritos tántricos acompañan al Ganges a lo largo de 2.414 kilómetros, desde su nacimiento en el Himalaya hasta su desembocadura en la bahía de Bengala. En la austera Haridwar, cada tarde se celebra el Ganga Aarti, la ofrenda de luz al río que aquí fluye rápido como un torrente, y en Allahabad, a 150 kilómetros de Varanasi, su curso se cruza con otros dos ríos sagrados de la India, el Yamuna y el Sarasvati, el río de la iluminación, en un encuentro que atrae cada año a millones de peregrinos.

Hay 9 Comentarios

Espero poder seguir tu consejo ;)

Si tengo que elegir un lugar imprescindible del mundo, me quedaría con Islandia. Allí es posible encontrar la naturaleza en su más puro estado, con todos los elementos en conjunción: la nieve invernal, el hielo de los glaciares, el fuego de los volcanes, el movimiento de las placas, los acantilados perfilados por el mar, fenómenos increíbles y un clima que castiga y perdona en un mismo día. Un paraíso accesible para el que no hace falta salir de Europa.

Imprescibible India Rajasthan http://mint57.com/en-grupo/indiaayurveda/

Viajero, totalmente de acuerdo. Never, ever, ever.

Sitios muy interesantes... Espero que un día podré visitarlos!

https://www.homedelicatessen.com

Muy dura me resulto la visita de India.la pobreza llevada a su mas alto grado. Durisimo de percibir sin que caigan algunas lagrimas.

Tres sitios a los que ni pagándome iría. Esta recomendación no me ha gustado.

Yo estuve en Benares hace mas de 15 años y me parecio un lugar muy duro: cadaveres en descomposicion flotando en el rio, una pobreza tan extrema como la que solo se ve en la India...me costo verle la mistica por algun lado. El amazonas ecuatoriano me parecio espectacular, aunque no llegue hasta Coca. Ir al desierto y dormir bajo las estrellas es una de esas cosas que merece la pena hacer una vez en la vida

Tres grandes lugares del mundo. Nosotros pudimos contemplar el Aarti en Varanasi y a pesar de la cantidad de turistas y creyentes allí congregados, no deja de ser fascinante http://www.libretaviajera.com/2012/01/relato-viaje-india-y-iii-agra-varanasi.html

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

El Viajero: Guía de Viajes de EL PAÍS

Sobre el blog

El Viajero Astuto va dirigido a todos aquellos que han pagado el doble que su vecino de asiento. Un blog práctico donde lo que importa es no perder el tiempo a la hora de encontrar los chollos y la inspiración. Pistas para conocer los pequeños secretos del mundo de los viajes.

Sobre el autor

Isidoro Merino

Isidoro Merino es el especialista de El Viajero para ofertas y temas prácticos. Ha nadado con leones marinos en las islas Galápagos y desayunado con Mickey Mouse en Disneyland París. Trotamundos, fotógrafo y periodista, colabora con el suplemento desde su lanzamiento en 1998.

Consultorio

No te cortes. Envía aquí tus dudas viajeras: elviajeroastuto@gmail.com

Nuevo libro

Mil maneras estupidas de morir por culpa de un animal

1000 maneras estúpidas de morir por culpa de un animal

Como cantaba Louis Armstrong, el mundo es un lugar maravilloso, lleno de pajaritos y florecillas, pero también de criaturas terribles.

Facebook

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal