Juan Arias

'Efecto Francisco' en Brasil

Por: | 28 de marzo de 2013

El “efecto Francisco” lo habían anunciado los publicitarios brasileños: la fuerte inclinación del papa Francisco hacia los pobres, su vida sencilla, y sus denuncias contra las injusticias sociales, acabarán, según ellos, teniendo un efecto de contagio entre sacerdotes, obispos y cardenales. En Brasil eso acaba de suceder en la catedral de Petrópolis, la preciosa ciudad serrana de Rio de Janeiro, meta de turismo internacional.

Petropolis ( tragedia-2)
El obispo Gregório Paixão celebró días atrás una misa por las 33 víctimas mortales producidas por las lluvias torrenciales que ya años atrás se habían cobrado centenares de ellas, todas de familias pobres que, al carecer de habitación, se fueron año tras año apiñando en las laderas de la ciudad, tierra movediza que acabó engullendo a las barracas y causando muerte y destrucción. Allí el obispo pronunció un discurso duro contra las responsabilidades de los gobernantes, presentes en abundancia en el acto religioso.

Para entenderlo hay que recordar que, tras la tragedia anterior a la de este año, en 2011, en la que murieron cientos de personas, las autoridades federales de Brasilia y las estaduales de Rio, habían destinado millones para ayudar a las víctimas, construirles casas dignas fuera de aquellos “morros” siempre peligrosos, y cuidar de los desabrigados. Al lugar se había trasladado ya en 2011 la presidenta Dilma Rousseff junto con el gobernador de Rio, Sérgio Cabral, cargados de promesas y buenas intenciones. Lloraron juntos los muertos y consolaron a los heridos y sin casa.

Se supo después que buena parte del presupuesto destinado a las víctimas de la tragedia de las lluvias acabó en los bolsillos de políticos y administradores, muchos de los cuales fueron alejados de sus puestos. Se llegaron a distribuir los fajos de billetos dentro de un retrete. Los desalojados de sus casas, que perdieron todo, siguieron sin habitación y muchos de los supervivientes se volvieron al lugar de la tragedia para reconstruir sus chabolas. Y han acabando muriendo esta vez.

Desde Brasilia obligaron a las autoridades locales a colocar sirenas que avisaran la llegada de las lluvias para que los habitantes de aquellas laderas y los que viven al lado de los ríos, pudieran huir para refugiarse lejos del lugar. Cuando este marzo el agua regresó, y con ella otros muertos y heridos, las autoridades acusaron a los habitantes de no haber querido dejar sus casas desobedeciendo a las sirenas. 

Ante las experiencias pasadas, aquellas pobres gentes, por miedo a perder las pocas cosas que poseen en sus chabolas, prefirieron desafiar el peligro. “¿Donde quieren que vayamos en el corazón de la noche, con el agua hasta el cuello, teniendo que dejar lo poco que tenemos? Mejor morir aquí, porque además ya no creemos a las promesas de los políticos”, decía una madre de cuatro pequeños que al amanecer arrastraba dentro del agua un colchón, mientras la ayudaban voluntarios a salvar su vieja nevera.

En ese clima, el lunes pasado, tuvo lugar la Misa por los Difuntos en la catedral de Petrópolis. En primera fila estaban las máximas autoridades, desde la Presidenta Dilma, visiblemente emocionada, al gobernador Cabral, alcaldes y demás políticos. Y en ese momento, se pudo advertir el llamado “efecto Francisco”. En los diarios se destacaban aún los gestos del nuevo papa a favor de los más pobres y sus duras palabras de condena contra la desidia de los responsables por dicha pobreza.

Petropolis (protestas)
Y a la catedral acudieron más de cien personas con pancartas de protesta que levantaron durante la comunión en las que se leía: “No queremos su oración, queremos su acción”, o “33 años de omisión enriqueciéndoos con nuestro dolor”. El obispo, en su homilía, calificada por la prensa de “dura y emocionante”, mostró en aquel acto litúrgico, el “efecto del papa Francisco”. No fue complaciente con las autoridades presentes. Les recordó que “las víctimas continúan gritando desde el silencio que llamamos muerte" y piden, dijo, "que a los que aún están vivos, no tengamos que verlos muertos en la próxima tragedia”. Pidió a los responsables del gobierno que “se pusieran manos a la obra para que, el año próximo, no tengamos que volver aquí a llorar a los nuevos muertos”.

Contra las críticas de los gobernantes a aquellas gentes que se niegan a dejar sus chabolas cuando arrecian las lluvias, el obispo defendió: “Ellas se van a vivir en esos lugares peligrosos porque no les dan otras opciones”. Dirigiéndose directamente a los políticos presentes, les recordó que “la pobreza empuja a esos pobres hacia estos lugares inadecuados. Muchos son subempleados. Soñaban con tener una casa con varios cuartos como las vuestras, con vista desde lo alto de los “morros”, y acabaron en chabolas, donde cinco hijos duermen en el mismo cuarto”. Concluyó: “La sangre de los inocentes grita en medio al lodo y en medio a las lluvias golpeando nuestros ojos y nuestros oídos El silencio de los muertos continúa gritando para los que aún están vivos no tengan que seguir muriendo”.

Es posible que el papa Francisco aplaudiera al obispo que habló fuerte, frente a las autoridades presentes, en defensa de aquellos pobres y olvidados. Quizá por ello se empieza a decir que el mundo político habría preferido un papa “menos peronista”. Los cristianos prefieren llamarle “evangélico” a secas. Y les están gustando sus gestos que lo acercan a la gente de la calle más que a los poderosos de los palacios.

En el cónclave les había dicho a los cardenales presentes en el nombramiento del nuevo papa que la Iglesia debe salir de sí misma y de su teología narcisista para ir al encuentro "de la periferia del mundo".

Aquellas palabras duras, divulgadas ahora por un cardenal cubano tras haber sido dispensado por el papa Francisco del secreto del cónclave, acabaron colocándolo con mucha probabilidad, en la sede de Pedro. Ahora la periferia pobre, exlotada y olvidada del mundo lo está esperando.

El cardenal Bergoglio en una favela de Buenos AiresEl cardenal Bergoglio, futuro papa, en una favela de Buenos Aires

Hay 24 Comentarios

Infelizmente, em nosso pais, impera ainda uma cultura imediatista, ou seja, de agir apenas quando acontecem os desastres. E isso por alguns dias. Depois de algum tempo, tudo volta ao esquecimento até que aconteça outra tragédia.. Não existe a prática da prevenção de acidentes e nem a da reconstrução posterior. As igrejas, através de suas pastorais sociais, são ainda as instâncias que praticam uma metodologia mais eficaz, mas quem possui os recursos são os governos.

Ya es hora de que la Iglesia se baje de Nicea, y recuerde lo que dice el evangelio de Maria "No anuncieis enseñanzas que se aparten de las que yo he predicado, ni las promulgueis como si fueran leyes de un legislador, para que no seais presa de su dominacion" (Maria 4-9-10)

Creo que va siendo hora de que la Iglesia se baje de Nicea y haga válido lo que dice el evangelio de María "No anunciéis enseñanzas que se aparten de las que yo he predicado, ni las promulguéis como si fueran leyes de un legislador, para que no seáis presa de su dominación" (María 4-9-10)

De veras no comprendo ciertos comentarios.

Por ejemplo el de Josefa Isnar | 29/03/2013 22:03:00.

Disiento muchas veces de Juan Arias, pero creo que para hacerlo, uno tiene que tener algún criterio u argumento.

Que relación tiene el facto del periodista hablar de la iglesia y si es u no es gay.

Lo que importa a esta comentarista si el periodista es u no es gay.

Por acaso, suele do no lo ser. Y si fuera?

Hay cosas muy más importantes a criticar u a alabar sobre lo que escribe el bloguero que eso.

Perdió una excelente oportunidad para quedarse calada.


Por que le gusta señor hablar tanto de la iglesia ? es gay?

Para muchísimas personas que se sienten cristianas, el solo hecho de observar un leve cambio que mire hacia la gente, en la mentalidad cuadriculada de la jerarquía católica ya es un logro tremendo.
Es lo que todo el mundo lleva tiempo solicitando de todas las formas posibles.
La Iglesia Católica la forman y la conforman las gentes creyentes en su mayoría.
No son únicamente Iglesia Católica las jerarquías, los clérigos y las monjas.
La idea que transmite Cristo en sus enseñanzas no se corresponde con una Iglesia monolítica y al margen de la gente.
Se plantea un estar vivos en Cristo en medio de los demás y vivir con la gente, hombres, mujeres, familias, hermanos, fermentando la levadura desde dentro, formando parte de ellos y de ellas.
Realizando el encargo recibido.
La vida de Cristo no fue una marginación.
Enseñó como maestro un camino, pero mezclado entre las personas de toda condición.
Siendo ejemplo y siendo imagen, y consecuente.
Porque si se vive al margen de la vida de la gente, y por su cuenta, con un régimen interior particular, entonces no son Iglesia Católica y Apostólica.
Serian otra cosa distinta, una institución, una ONG, pero no lo que Indicó a sus apóstoles Jesús.
Luego El Cristo Crucificado.
La incongruencia no se entiende ni se entendió nunca.
Ni hoy tampoco.
Repetir una cosa como doctrina y hacer otra cosa diferente, no se entiende.
Esa parece ser la aportación novedosa que nos trae este Papa a diferencia de otros anteriores.
El salir de los claustros y hacerse ver como uno más, para cumplir la misión encomendada de ser enviados, y divulgadores de La Palabra, del mensaje enseñado por El Cristo Crucificado.
Y eso es lo que todo el mundo reconoce y aplaude.
Como algo muy positivo.

Tu FE me parece admirable, Juan.
Jesucrito era pobre; la Iglesia es rica, riquísima. Y el mensaje de Cristo a los ricos es contundente y clarísimo: "Reparte tus riquezas entre los pobres".
La Iglesia predica el mensaje de Cristo, pero no lo aplica. Hay que tener mucha FE y muy buena fe, para confiar en que la Iglesia va a cambiar ahora, precisamente ahora, toda su historia.

Tengamos un poco de paciencia, querido Policarpo. El papa Francisco lleva sólo 20 días en el vaticano y ya ha hecho más gestos y mandado más mensajes que otros en 20 años. Si sigue de este modo creo que llegarán también las grades reformas a las que haces alusión y que son indispensables parala credibilidad de la Iglesia.
Feliz Pascua.

To: juanjosearias@hotmail.com

Todo eso está muy bien.... PERO... como dice el dicho popular "una cosa es predicar y otra dar trigo".
Está muy bien criticar y exigir a los políticos... PERO... ¿cuándo la Iglesia predicará con el ejemplo? ¿cuándo empezara a utlizar sus ingentes riquezas materiales (qu tú conoces bien, Juan) patrimoniales, que no pagan impuestos, y financieras, los grande fondos de los bancos vaticanos, para ayudar de verdad a esos pobres por los que tanto piden?
Las palabras y los gestos (cambiar una residencia lujosísima por otra un poco menos lujosa) están bien, pero si se quedan en eso, no significan nada, "músicas celestiales" (nunca mejor dicho) y puro marketing bien organizado, mientras no se vean acciones de verdad y coherentes con esa supuesta atención de a los pobres de una organización que es riquísima.

Gracias, Auscario. Es un problema siempre lo de la contaminación de las lenguas.
Es bueno tener siempre un profesor que te ayuda a corregir los deberes.
Un gran abrazo.

To: juanjosearias@hotmail.com

salo....iluminanos con tu sabiduria......bol.....o.

Suelo leer con deleite las crónicas de Juan Arias. He sido profesor de español varios años en Brasil y hoy no me resisto a indicarles que se le han escapado, junto con un acento que falta y alguna errata, dos interferencias del portugués: "habitación" ("habitação") que aquí sería "vivienda") y "estaduales" que se dice en español "estatales", entendiendo "estado" como cada una de las divisiones políticas de Brasil (al estilo de países como EE.UU.). Saludos.

Menos PAPA y más política social. Más seriedad y menos autoengañarse con el eterno charlatanismos de los beatos que están dentro y fuera de la iglesia. Este señor Francisco nos tiene hasta la coronilla. Argentina, abre los ojos, pues con la CRISTINA Fina Filipina y con el Francisquiño, la habéis cagao de vez.

parravicini lo profetizo, "El Papado tendrá nuevas normas. Lo malo de ayer dejará de serlo. La misa será protestante, sin serlo. Los protestantes serán católicos sin serlo. El Papa se alejará del Vaticano, LasAméricas sangrarán. Europa sangrará después. Cada idea verá un sol de luz, América verá la verdad. Argentina será luz". (año 07/1940)

Es maravilloso lo que está ocurriendo en todo el mundo con Francisco. Vuelvo a enorgullecerme de ser argentina. Y ese Daniel, si no vio las villas, no debiera hablar. Pero siempre hay contreras. Los cambios ya comenzaron. Vivo a mil km. de Bs. As., y en mi propia ciudad los veo.Muy bueno lo de Brasil. Y cuidado, que Francisco es suave, pero muy exigente. Se termina el eurocentrismo. Se vienen tiempos mejores para los desamparados.Es el "Cánticode las criaturas" que se hace realidad, pero de la mano de un jesuita, que posee fe y racionalidad. Acaba de descabezar la Conferencia Episcopal Argentina. Todos los sacerdotes, obispos, cardenales latinoamericanos anoche lo han imitado lavando los pies a los pobres. Estamos ante una nueva evangelización. No politicemos al Papa. No son tiempos de ambiciones. Son tiempos de ayuda mutua, de cumplir el mandato de Jesus:"amáos los unos a los otros como yo os he amado". Rosita.

Parabéns pelo artigo Juan! A indignação nos corrói a todos, mas ela é impotente! Acreditamos em democracia representativa e nossos representantes são nossos algozes. Aqui existe um único partido, o pc- partido da corrupção e apenas elegemos e reelegemos a mesma canalha que atua como máfias! Temo pela vida do bispo, pois é rotina assassinatos de jornalistas, blogueiros, radialistas ou qq um que faça o que fez o bispo: jogar na cara da esquerda e aliados a opção brasileira para pobres, miseráveis! Abraço. Marina

y esa foto, no puede ser una Villa de emergencia, hay semaforos, si fuera una villa no quedaria ni las lamparitas del mismo.

Favelas son en brasil, en argentina se les dice Villas de Emergencia.

Buenísima nota. Un agrado escuchar las palabras de Paixao. Así se vuelve a sentir la voz de dom Helder y de dom Evaristo y la del actual PereCasaldáliga

muy buena nota!! felicitaciones! los cambios están llegando. escépticos abstenerse hasta ver los resultados.

en Buenos Aires, a los barrios marginados no se les llama "favelas". Sean rigurosos por favor!

Por fin habemus Papam, ¿os habéis enterado del proceso de elección? Juega http://bit.ly/We7EqW y demuéstralo

Aunque la mona se vista de seda mona se queda……

Congratulaciones

Los comentarios de esta entrada están cerrados.

Sobre el autor

es periodista y escritor traducido en diez idiomas. Fue corresponsal de EL PAIS 18 años en Italia y en el Vaticano, director de BABELIA y Ombudsman del diario. Recibió en Italia el premio a la Cultura del Gobierno. En España fue condecorado con la Cruz al Mérito Civil por el rey Juan Carlos por el conjunto de su obra. Desde hace 12 años informa desde Brasil para este diario donde colabora tambien en la sección de Opinión.

Eskup

El País

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal