Publicar un comentario

Si no quieres pasarte la vida rellenando datos, puedes iniciar sesión

« La motoreta | Inicio | La fama »

18 diciembre, 2006 - 29 comentarios

La rana y el cochino

La enfermera Sara ya no sabe qué hacer con el Niño Andoni, que es un interno que actúa como un bebé. Como todo el mundo sabe, las enfermeras de los psiquiátricos son señoras muy especiales, a las que no les gustan los niños, ni lo maternal, ni el romanticismo. Estudian para estar con locos y salvarse así de todo lo naif que tiene la vida fuera de estos muros. Por eso es que la enfermera Sara ahora no sabe qué hacer con el Niño Andoni, que sólo quiere cariño, mimos, que le cambien los pañales y que lo arropen durante las noches frías.

Como la enfermera Sara me ha visto, a veces, haciendo reír al Niño Andoni durante los almuerzos para robarle la comida, cree que a mí sí me cae bien este señor. Lo cierto es que yo también lo odio, todos los odiamos aquí, porque es un guarro. Pero ella está convencida de que a mí me cae simpático.

Este fin de semana me ha llamado la enfermera Sara, con los ojos desgastados de estar en vela, y me ha pedido que fuese a la habitación del Niño Andoni y lo hiciese dormir con mis juegos infantiles.

Al principio le he dicho que no, que prefería quedarme en la habitación preparando mi Garrote de Navidad, que por cierto está quedando muy bonito, pero la enfermera Sara se ha arrodillado y me ha rogado que la ayudase. "Por lo que más quieras, Xavi, que ya no puedo con mi alma", me ha dicho.

En realidad, lo mejor que te puede pasar aquí es que las enfermeras te pidan algo, porque entonces las tienes comiendo de tu mano. Más tarde puedes pedirles cigarrillos, puedes pedirles casetes de la calle, puedes pedirles que te saquen un rato a pasear sin que se entere el doctorcito V., puedes pedirles muchas cosas. Así que al final hemos comenzado una negociación: "Yo lo hago dormir al Niño Andoni, pero después me dejas darte un beso", le he dicho.

—¡Cómo que un beso! ¡Cómo que un beso! —me ha dicho ella— Tú a mí no me tocas ni con la punta de tu garrote.

—Vale, entonces ve a calmar al Niño tú. Que yo aquí soy un enfermo, no un enfermero.

La enfermera Sara se ha ido de mi habitación dando un portazo, pero yo sabía que iba a volver. Lo hizo a los diez minutos. Entró con la cabeza gacha y dijo, sin mirarme a los ojos:

—Está bien. Si tú haces callar a ese idiota... me puedes besar.

—En la boca —dije yo—. A ver si te conviertes en princesa.

—Eres un cerdo —dijo ella, pero no se negó.

Entonces me puse manos a la obra. Abrí mi cajón y escogí los dos títeres que prefiere el Niño Andoni: la rana y el cochino. Le mostré a la enfermera Sara mis herramientas. "Mira", le dije, "yo soy el cochino y tú eres la rana". La enfermera Sara se puso muy nerviosa y me arrastró a la habitación del Niño Andoni, que no paraba de berrear.

Me puse los títeres en los dedos y comencé a contarle la historia de una rana que vivía en un hospital con un cochino que quería besarla. Al Niño Andoni le gustó mucho la historia y se quedó dormido como un loco que se cree un bebé. La enfermera Sara, que también estaba allí, me miró por primera vez con una sonrisa.

Nos fuimos por el pasillo en silencio. Cuando llegamos a la puerta de mi habitación yo me la quedé mirando, para ver si cumplía su promesa. Ella no me miraba a mí. Yo le dije: "Venga, te toca pagar".

Entonces la enfermera Sara cerró los ojos y puso los labios apretados. Antes de que a mí también me diese vergüenza, la besé un poquito, menos de un segundo, y me puse rojo como un tomate.

Cuando me recompuse ella ya se estaba escapando por el pasillo, sin correr, pero muy rápido. Me la quedé mirando: parecía una princesa.

Hay 29 Comentarios

Comentario # 1
[por Krodo]

hola Xavi! ooh, la historia tiene su parte de sentimientos! hehehe. ¿que mas cosas os traen las enfermeras?

Comentario # 2
[por vickgise]

Las ranas, en el mejor de los casos, se convierten en cochinos al besarlas, pero de todas maneras gracias por reconstruir el romanticismo.

Comentario # 3
[por yomismo]

Como se decía en la película Casablanca "eso puede ser el principio de una gran amistad..." ya contarás.

Comentario # 4
[por desasosegada]

Observo desasosegada que tus argucias para conseguir sobrealimentación extra, no han tenido el éxito esperado. !!cielos se te han deshinchado los papos!. Quizás abusando de tu naciente confianza con la enfermera podrias negociar un suplemento de mortadela con aceitunas, claro que tendrias que cambiar la imagen mental de princesa por la de lozana charcutera. !Es menos romantico pero igual pone más...¿no?

Comentario # 5
[por Xavi L.]

¿Dices que me ves más delgado? Por el amor de Dios, ¡perderé el primer puesto del enfermo más gordo de Cataluña!

(Ya mismo me voy a desayunar otra vez).

Comentario # 6
[por Danjuro]

A ver cuando nos cuentas algo de tu labor como músico e informático.

Comentario # 7
[por trampantoja]

Xavi, no sé si creerme lo que escribes.
Si quieres puedo ir a visitarte un día y decirte que soy tu prima.

Comentario # 8
[por soply]

Xavi, no tienes nada mejor que hacer?

Comentario # 9
[por trampantoja]

Sí, bueno... quizás tenga algo mejor:
decir que soy la que limpia en casa de la mujer que dice que es tu madre. Sí, definitivamente esto es mejor.

Comentario # 10
[por susana]

Hola xavi...se está conviertiendo en algo usual entrar en tu blog a saludarte. Sigo diciendo que me encantan tus historias, y que lo de menos para mí es si es cierto que estás ingresado o no... a mi, sencillamente, me gusta leerte.
Cuidate.

Comentario # 11
[por Nagore]

jajajajajajajajaja que bueno!! Me parto tio... de verdad que me parto! Un saludo muy fuerte para ti y una patadita en el culo pa los toca webos de siempre... como soply

Comentario # 12
[por ]

Qué gracioso todo... realmente gracioso... sobretodo cuando os reís de los enfermos mentales de esa manera. Pero qué guays que sois... Claro, como no pueden defenderse, pues nada, a mofarse un rato de la peña....
Me pregunto si por casualidad conocéis el mal trago que se pasa en estos casos o la angustia de miles de familias para integrar a sus seres queridos con enfermedades de este tipo en la sociedad. Un punto por vosotros

Comentario # 13
[por josete]

Hola Xavi, llevo unas semanas siguiendo tu blog, y cada dia me gusta mas leerte.
Nunca tuve una motoreta o me pare a mirar la otra cara de la luna, pero si bese una rana y se convirtio en princesa. Lo malo fue cuando decidio volver a ser rana para ser princesa de otro cerdo.

Cuidate.

Comentario # 14
[por Xavi L.]

Al del mensaje núm. 6: estoy preparando algunas cancioncillas para poner en el blog. Ya las verás.

Comentario # 15
[por Con]

Saludos desde México, Xavi.

Amo tu prosa y tu estado de ánimo.

¡Espero que la enfermera Sara no tenga problemas en el trabajo!

Comentario # 16
[por Famèlico Prepucio]

Bueno, menos mal, un poco de acciòn, ya era hora; a ver si te la trajinas y nos lo cuentas.

Comentario # 17
[por Famèlico Prepucio]

Comparto el interès de Danjuro por tu labor como mùsico e informàtico. a ver si nos lo cuentas tambièn

Comentario # 18
[por susana]

Buenos dias Xavi: No se porque la gente dice que nos reimos de los enfermos mentales. Yo, por lo menos, siempre he dicho que me da igual que estes internado o no, que seas cuerdo o no, que todo sea mentira o no (¿hay verdad?)...simplemente me gustan tus historias.
Viva la imaginación, la locura y la fantasia.
¿Algún día las publicaras?
Un beso y cuidate.

Comentario # 19
[por El_Arcangel]

Buenos días Javi. Hoy vuelve a hacer frío en el sureste. Para colmo, como una es tan coqueta, llevo un jersey finito de cuello alto que no meabriga na de na. Me voy a poner la calefacción pero ya.
Bueno, ya está. Mejor. Mis dedos se comportan, todavía, como estalagtitas. Esta tarde la previsión del tiempo dice que lloverá y que nevará en cotas de 1200 metros. Se nota que me gusta este tema..jeje.
Bueno, según la página que miro de la luna la tenemos escondida. No me extraña nada, nada, con los fríos invernales hasta ella se esconde. Al ver la denominación de los cuartos menguantes y crecientes no sé por qué se me viene a la mente la situación de estar en una tienda comprado un cuarto y mitad de Luna. ¡Qué tontería!...jeje.
Bueno, volviendo al tema de tu blog de ayer, me parece bonito lo de hacerle gracias a tu compañero para que se duerma. Del pago de la enfermera a este respecto, me reservo, de momento, la opinión. Pero, bueno, independientemente de eso, tengo que alabar tu buen corazón.
Antes han mencionado algunos lo del tema de hablar de tu faceta de músico e informático. A mí me interesa lo de informático. ¿ Cuándo nos vas a deleitar con algún truco o novedad en el sector?

Un saludo de El_Arcangel

Comentario # 20
[por Elsa]

Que tal Xavi, llevo unos día siguiendo tus historias me parecen lo mas, por cierto eso es un garrote y lo demás son tonterias.

Comentario # 21
[por Xavi L.]

Prefiero intentar deleitaros un día con mi música. En el terreno informático creo que ya perdí el norte. Lo mío sigue siendo lenguaje C, lo mismo que hace quince años.

Comentario # 22
[por El_Arcangel]

Hola Javi. Lo del lenguaje C...¿te refieres al Cobol?

Comentario # 23
[por yomismo]

Para el arcangel, el lenguage cobol es más antiguo que el c y está en desuso, el sistema operativo windows está escrito en c y la mayoría de programas comerciales (sobre todo visual c).

Comentario # 24
[por Con]

Xavi: Entonces amarías .NET

Yo encuentro que desarrollar programas de cómputo (BIEN hechos) es casi tan artístico como componer una pieza de música.

Me encanta la creación a través de lenguajes de programación. Me estimula la creatividad.

Comentario # 25
[por Xavi L.]

En realidad me gustaría mucho aprender a programar en php, en java, en todas estas cosas nuevas que existen ahora. Pero creo que ya estoy viejo para ciertas cosas. La guitarra por suerte es siempre la misma.

Publicar un comentario

Si no quieres pasarte la vida rellenando datos, puedes iniciar sesión

EDICIONES EL PAIS, S.L. - Miguel Yuste 40 – 28037 – Madrid [España] | Aviso Legal